No es mi hijo el que aparece en videos de la Procuraduría, asegura el papá

2018-02-06 23:39:22

Marco Antonio Sánchez Chávez, padre del estudiante de la UNAM que fue detenido en el Rosario, negó que la persona que aparece en los videos difundidos por la PGJ sea su hijo.

Además lamentó que el procurador Edmundo Garrido no haya mostrado las grabaciones en donde se ve como golpean y esposan de forma violenta a Marco Antonio.

En una entrevista televisiva, Sánchez Chávez dijo que el sábado pasado fue citado por la PGJ y que mientras le mostraban los videos, el les aseguró que quien aparecía en ellos no era el joven de 17 años.

“Me da risa de todo lo que están presentando. El sábado ellos (la PGJ) nos hicieron un llamado a mí y a su mamá, nosotros los vimos y su mamá; luego, luego dijo “no es mi hijo”. Su mamá les dijo, tanto al fiscal como al subprocurador que ella no se chupaba el dedo y que no era una tonta como para avalar ese video. Está fuera de contexto”, refutó Sánchez Chávez.  

Al ser cuestionado por los videos de una cámara de vigilancia de un domicilio particular en el que se puede ver a su hijo sin lesiones y con ropa diferente a la que traía puesta el día de su detención también negó que fuera el estudiante.

“No es, él no es. Además en los videos falta complementar donde el policía le da el cabezazo, porque mi hijo todavía tiene las secuelas del golpe”, dijo el padre de Marco Antonio mientras señalaba la parte de la nariz y los pómulos haciendo alusión a la zona donde fue golpeado su hijo.

El hombre refirió que también faltan los videos en donde el amigo de su hijo le pide a uno de los policías que también lo detenga para no dejarlo solo.

“Falta donde lo esposan, siendo un niño lo esposan y ahorita quieren hacer como que lo tratan con algodones. Falta eso, donde lo golpean, eso lo dijo su amigo”.

Reiteró que su hijo “no tiene antecedentes clínicos ni penales”. Comentó que se mantienen a la espera de los resultados de los exámenes que le fueron practicados.

“Mi hijo es un niño sano, ya va saliendo poquito a poco de la situación. Estamos al pendiente de él. Él va mejorando, nos autorizo meterle una pizza, él ya está comiendo muy bien, lo que es cuestión de comer va bien, la otra —la declaración— la estamos esperando, no le toco el tema”.

Pidió que se deje de criminalizar a su hijo y que “mejor atiéndanmelo de la salud”.

 El abogado de la familia, Simón Hernández, refirió que la PGJ violó el amparo que se le había otorgado a la familia en cuanto a la difusión de información del caso del menor.

“Hay una serie de irregularidades y de violaciones a la ley. Primero, la familia no reconoció a Marco Antonio en la diligencia en la que se les citó. Explícitamente se les pidió (a las autoridades) que dejaran de difundir información en los medios de comunicación, esto fue incluso una medida precautoria de la Comisión de Derechos Humanos e incluso, una orden de un juez federal en materia de amparo penal, en la que estableció y prohibió a la procuraduría la difusión de información”. 

El abogado señaló que a pesar de que el procurador Garrido quiere hacer notar que el joven fue liberado por los policías no existe constancia alguna de ello.

 
Todos los derechos reservados ® cronica.com.mx
Sitio desarrollado por GYL SYSTEMS