La Crónica de Hoy | Clasifican en siete los tipos de inteligencia humana

Clasifican en siete los tipos de inteligencia humana
Patricia Huesca | Salud | Fecha: 12-jun-06 | Hora de creación: 00:00:00 | Ultima modificación: 14:20:19
Howard Gardner, psicólogo educativo y catedrático de la Universidad de Harvard, propone que no hay una, sino siete tipos de inteligencias, que son independientes entre sí. “Las personas pueden ser vistas como poseedoras de distintas habilidades, cada una igualmente valiosa y con algo que aportar a la sociedad”, dijo en exclusiva para Crónica el científico. Esto significa también que alguien puede no ser bueno en algún área, pero excelente en otra u otras, lo que nos libera de las etiquetas sobre ser inteligente o no inteligente. Howard Gardner destacó la importancia de estimular en etapas tempranas a nuestros hijos para identificar cuáles son esas áreas en las que mejor se desempeñan, y ayudar a que desarrollen todo su potencial. De acuerdo a la clasificación de Gardner, la inteligencia lingüística se refiere a la habilidad de comunicar eficientemente nuestras ideas, ya sea escrita u oralmente. Un buen ejemplo son los poetas y los escritores. La segunda es la inteligencia lógico-matemática. Se trata de la más popular porque es a la que más énfasis se le da en los colegios. Se refiere a la capacidad de manejar relaciones numéricas y de causa efecto. Un ejemplo de esta es Pitágoras, Einstein y Newton. La inteligencia espacial es la tercera y consiste en la habilidad de representarse mentalmente espacios y objetos tridimensionales y maniobrar usando estos modelos mentales. Por ejemplo los marinos, ingenieros, cirujanos y escultores. Por lo que respecta a la cuarta, la inteligencia corporal o cinética; es la capacidad de coordinar los movimientos del cuerpo armoniosamente y de usarlo para resolver problemas. Ejemplos de esta área serían atletas y futbolistas, entre otros. La inteligencia musical, consiste en la habilidad para comprender las cosas en función de ritmos y melodías, identificar notas etcétera. Beethoven, Mozart y Bach pertenecerían a esta categoría, de acuerdo con Howard. Inteligencia interpersonal es la capacidad para entender los sentimientos, motivaciones, actitudes y perspectivas del otro, y utilizar esto para trabajar armoniosamente. Por último, la inteligencia intrapersonal es la capacidad de comprenderse a uno mismo y saber utilizarla para lograr un mejor desenvolvimiento en la vida diaria. Personalidades. Según el psicólogo educativo, Segmund Freud y Albert Einstein fueron pensadores que dedicaron su vida a la edificación del conocimiento, “el modo de pensar de estas personalidades modificó el concepto sobre la inteligencia”. Los individuos creativos se caracterizan por combinaciones poco habituales de inteligencia y personalidad, en este sentido resultan fundamentales las circunstancias en que trabajan y quienes les rodean. Parte del trabajo emprendido por Freud y Einstein puede catalogarse como ciencia normal; por ejemplo, la clasificación de Freud sobre los tipos de histeria y los intentos de Einstein por medir el tamaño de las moléculas. Pero el aspecto más sugestivo de la profesión del científico trasciende la solución de los problemas ya planteados por otros. Lo que vemos en acción es la formulación de Einstein sobre la teoría de la relatividad. En las exploraciones del inconsciente de Freud, debe considerarse como la construcción de un sistema. Habiendo examinado los conceptos y fenómenos de un campo, y habiendo encontrado inadecuadas las opiniones habituales, los científicos vuelven a empezar. En cierto sentido, Freud investiga un fenómeno ignorado por sus colegas, la estructura y procesos del inconsciente y desarrolla un nuevo modelo y vocabulario para esclarecerlo. Einstein demuestra la insuficiencia de los esfuerzos anteriores para afrontar de modo coherente las nociones de simultaneidad, tiempo, espacio y movimientos. Introduce una serie de atrevidas proposiciones, defiende su fuerza lógica y considera después de las consecuencias que se siguen después de estas proposiciones. Aunque Einstein podría haber logrado los descubrimientos de Freud, o Freud los de Einstein, no es probable que esto pudiera ocurrir. Estos hombres tenían diferentes tipos de mente y operaban con diferentes tipos de sistemas simbólicos. La fuerza de Freud estaba en la inteligencia lingüística y la personal. Era un observador perspicaz de la naturaleza humana desde temprana edad, pensaba primordialmente con vocablos, y construyó un sistema que era fundamentalmente lingüístico-conceptual, con apenas contenido espacial o lógico. Contrastando con Freud, las destrezas lingüísticas de Einstein eran modestas, y su interés por la esfera personal, muy limitado. Como conviene a un hombre de la ciencia física, su pensamiento era rico en imágenes visuales espaciales y en posibles experimentos. Podía relacionar inmediatamente dichos experimentos con formulaciones matemáticas y con conceptos que existían dentro de una estructura lógico-matemática. Gardner revolucionó el mundo de la psicología Howard Gardner es profesor en cognición y educación de la Harvard Graduate School of Education. Ha recibido numerosas distinciones, entre las cuales destacan títulos honorarios de Universidades de todo el mundo, incluyendo la de Tel Aviv en el 50 aniversario de la creación del Estado de Israel. Fue el primer norteamericano al que se le otrorgó el premio Grawemeyer de la Universidad de Louisville. Además es profesor de neurología en la escuela de medicina de la Universidad de Boston y preside el comité directivo del Project Zero de la Universidad de Harvard, centrado en la promoción del aprendizaje y la creatividad. Howard Gardner es reconocido internacionalmente por su teoría de las inteligencias múltiples, el desarrollo de la mente, la creatividad y el liderazgo, que ha repercutido en campos tan distintos como la educación, la psicología o el mundo de la empresa. Para este científico, “la inteligencia es el potencial biológico que nos permite procesar información de diversas maneras, a fin de resolver problemas o elaborar productos que sean valiosos para una cultura o comunidad”. Los grupos humanos que se distinguen por tener una inteligencia lógica basada en su lengua, fundamenta su formación durante los primeros siete años de convivencia familiar, con su comunidad y su formación escolar, afirma el destacado investigador.
Artículos de interés


Columnas
  | A-  | A  | A+

La Crónica de Hoy | Todos los derechos reservados ©2013 Powered by GYL Systems