La Crónica de Hoy | Enfermedades asociadas al consumo de drogas, como el tabaquismo, pondrán en crisis al sistema de salud en los próximos 15 años, alertan Centros de Integración Juvenil

Enfermedades asociadas al consumo de drogas, como el tabaquismo, pondrán en crisis al sistema de salud en los próximos 15 años, alertan Centros de Integración Juvenil
Adrián Figueroa | Salud | Hora de creación: 00:00:00 | Ultima modificación: 23:02:47
Consecuencias. El director de los Centros de Integración Juvenil habla sobre el panorama de drogas y enfermedades.Foto:Mario Basilio
Desde hace tres décadas se registra un incremento de pacientes con enfermedades asociadas al consumo de drogas, cuya mortalidad es alta y genera fuertes costos económicos. Tan sólo la factura por las consecuencias del tabaquismo en los próximos 15 años podría poner en riesgo al sistema de salud, advierte el director de Tratamiento y Rehabilitación de los Centros de Integración Juvenil de la Secretaría de Salud (Ssa), Luis Solís Rojas. El especialista dijo que, de acuerdo con datos de la Dirección General de Epidemiología de la SSa, las 10 principales causas de mortalidad de la población general se encuentran asociadas de alguna manera al consumo de drogas ilícitas o lícitas, y las más recurrentes son el alcohol y tabaco. En adultos, explica, la primera causa de mortalidad es por accidentes automovilísticos por conducir bajo los efectos del alcohol. “Además, están los hechos de violencia, riñas y problemas familiares. Y al menos la mitad de fallecimientos por cirrosis son de origen alcohólico”. En cuanto a las enfermedades respiratorias, cardiovasculares y el cáncer, también existe asociación muy cercana con el tabaquismo. “Hace tres décadas no se registraban infartos al miocardio entre la población de menos de 30 años. Ahora es frecuente por el uso de cocaína”, agrega. Además, esta sustancia está asociada con padecimientos cerebro-vasculares. Respecto a la mariguana, su consumo crónico afecta al sistema nervioso central y se ha detectado que genera procesos de falta de motivación y desgano. En cuanto a la heroína, produce alteraciones cerebrales y puede ser la causa de hepatitis y SIDA. Mientras, Solís Rojas detalla que en adolescentes se verifican urgencias médicas que antes no existían. Drogas como las metanfetaminas provocan cuadros de deshidratación que causan convulsiones o muerte por su mezcla con tachas u otras sustancias. “Esto se da en los raves, donde los jóvenes realizan esfuerzos físicos excesivos, no se hidratan y consumen altas cantidades de estas drogas”, asegura. Respecto a los solventes inhalables, éstos provocan daños mentales, dificultades para establecer relaciones sociales y el aprendizaje y hasta la muerte súbita en menores. “Un niño inhala el producto, emite un grito, sale corriendo y cae muerto, como consecuencia de la fibrilación auricular —falla cardiaca donde el corazón deja de latir como consecuencia de que los estímulos nerviosos no son codificados apropiadamente—. Además, el uso de drogas se asocia a embarazos no deseados, promiscuidad e intercambio de sexo por estupefacientes. Entre sus consecuencias están la adquisición del virus del papiloma humano, la hepatitis o el VIH. Solís Rojas señaló que para prevenir los efectos asociados al consumo de drogas es necesario realizar campañas más intensas de prevención, “porque el número de adictos continuará en aumento y la factura que le van a pasar al sistema de salud por su atención y tratamiento será muy alta”, afirma. Y el manejo debe ser un sistema equilibrado en donde se combata de manera frontal la oferta y demanda. “En los dos campos hay mucho que hacer y no se debe privilegiar el uno del otro, porque esto crearía un desequilibrio que evitaría tener resultados positivos”.
Artículos de interés


Columnas
  | A-  | A  | A+

La Crónica de Hoy | Todos los derechos reservados ©2013 Powered by GYL Systems