La Crónica de Hoy | ¿Para qué sirven los censos?

  Opinión de
  (María Elena A. de Vicencio)


¿Para qué sirven los censos?
María Elena A. de Vicencio | Opinión | Hora de creación: 05:32:07 | Ultima modificación: 05:32:07

Recientemente, el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) presentó los resultados del Censo de Población y Vivienda 2010, estos datos son de gran relevancia y podrán ser utilizados en la planeación de políticas públicas que solucionen las necesidades de las y los mexicanos.

En estos últimos 10 años, la tasa de crecimiento demográfico promedio anual, fue de 1.4%. El país venía creciendo a tasas de 1.9, de 2 y de 3.2. Con esa tasa de crecimiento llegamos a 112 millones 336 mil 538 habitantes a la fecha censal, que fue el 12 de junio. Es importante señalar que la entidad federativa que menos crece es el Distrito Federal con sólo 0.3%.

El Censo destaca que las mujeres están cambiando su forma de ver la maternidad y que la tasa de natalidad se está modificando, ya que el promedio de hijos por mujer pasó de 2.9 a 2.4. Además, la tasa de fecundidad entre adolescentes de 15 a 19 años es la que menos ha disminuido.

Por otra parte, el proceso de envejecimiento de la población demuestra que el porcentaje de menores de edad disminuye. En 1990, el 38.6% de la población tenía menos de 15 años, es decir entre cero y 14; este porcentaje baja al 2010 a 29.3, casi 10 puntos menos y crece la población adulta.

La educación es la base del desarrollo y los datos que el Censo de Población y Vivienda 2010 arroja son positivos. En 1990 había un promedio de escolaridad de 6.5 años, para el 2010, nos estamos acercando ya a secundaria, 8.6 años son el promedio. Otro dato importante que se manifiesta en todos los indicadores de educación, es que se ha revertido totalmente la brecha entre hombres y mujeres.

En 1990, asistían a la escuela el 85% de los niños; hoy asisten el 94.7%, y de los que asisten el 95% son niñas y el 94.5% son niños, se logró superar el rezago de las niñas.

La tasa de analfabetismo de la población de 15 años y más, hombres y mujeres, se ha reducido considerablemente gracias a la amplia cobertura en el acceso de la población al sistema educativo regular en el nivel básico, y a que muchas personas adultas se han beneficiado de los programas del Instituto Nacional de Educación para Adultos (INEA). En el año 2000, la tasa de analfabetismo de hombres era de 7.4 hombres analfabetas por cada 100, y la tasa de mujeres era de 11.3, mientras que para el año 2005 las dos tasas disminuyeron a 6.8% y 9.8%, respectivamente.

La incorporación de las mujeres al trabajo económico ha crecido de manera importante en los últimos 40 años. En 1970 la tasa de participación económica femenina era de 17.6%; para 1991 ascendió a 31.5% y desde entonces ha continuado incrementándose. La tasa de participación económica se ha aumentado en casi tres puntos, lo mismo en hombres que en mujeres.

El Censo ofrece información de gran importancia para el país, no sólo para satisfacer una inquietud de carácter académica o científica, sino para el Gobierno, tanto federal como estatal y municipal, y también para los tres órdenes de gobierno. Es una herramienta indispensable para revisar leyes, programa y políticas públicas; para refrendar aquello que se hace bien y corregir lo que se tenga que corregir.

Algo muy significativo fueron los resultados sobre el tema de salud. En los últimos 10 años, de acuerdo con el Censo, la respuesta de la gente a cerca de la cobertura de servicios médicos aumentó más de 60%. Esto es un resultado directo de la creciente participación del Seguro Popular. El hecho de que crezca la gente que utiliza el servicio de los sistemas del Seguro Popular, básicamente de la Secretaría de Salud, y que decrezca el servicio particular, por decirlo así, es una prueba del impacto de una política pública tan importante, que está siendo reflejada en el Censo.

El Gobierno federal está implementando una política específica que se llama 100 por 100, la cual concentra políticas públicas, agua, alcantarillado, electricidad, drenaje, en los 100 municipios más pobres del país. De acuerdo con los datos del recuento se observa que esta estrategia está funcionando con éxito ya que las cifras lo reafirman y generan la decisión de seguir llevando a cabo acciones que mejoren la calidad de vida de la ciudadanía. En cuanto al servicio de energía eléctrica se destaca que ya llega al 98% de las familias mexicanas, prácticamente una cobertura total. Otro dato muy importante es que se redujo más del 50% la proporción de casas de piso de tierra, y aumentó el número de las que tienen mosaico, madera u otro tipo de recubrimiento.

Estos datos son reveladores, ya que demuestran que en 10 años de gobiernos democráticos la situación de los mexicanos se ha visto favorecida por las políticas públicas que se han puesto en marcha. El gran esfuerzo de los poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial ha dado frutos y hoy las y los mexicanos pueden vivir mejor y se pudo constatar con el Censo de Población y Vivienda 2010.



melenavicencio@hotmail.com

Artículos de interés


  | A-  | A  | A+

Columnas anteriores:

La Crónica de Hoy | Todos los derechos reservados ©2013 Powered by GYL Systems