Malditos latinos, malditos sudacas - Edgardo Bermejo Mora | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Jueves 26 de Enero, 2017
Malditos latinos, malditos sudacas | La Crónica de Hoy

Malditos latinos, malditos sudacas

Edgardo Bermejo Mora

Tal es el título de una antología de 12 poetas iberoamericanos que viven y trabajan en los Estados Unidos, publicada en 2009 a instancias de la escritora mexicana  Rocío Cerón y su ya extinta –pero no por ello menos vigente– editorial El Billar de Lucrecia.

Se trata de una antología elaborada por Mónica de la Torre y Cristián Gómez que desde su introducción deja en claro su pertinencia y los principios que la animan: “¿Quién carajo son los integrantes de esta nueva literatura?” –escriben los antologadores en la introducción–, “¿Los mexicanos que muchas veces sueles ser la metonimia perfecta para borrar de un plumazo la diversidad del continente?, ¿Los inmigrantes, los nacidos en Estados Unidos?, ¿Los que escriben en castellano, en spanglish, en inglés?, –¿Los que publican sólo en Latinoamérica, en Estados Unidos, o aquellos que logran cruzar de uno a otro extremo en la cuerda floja, tendida entre ambos territorios?

Los autores reunidos en esta antología son pues una prueba contundente de la profunda ceguera, a la manera de Trump y sus votantes, de quienes ven a los migrantes hispanos, o peor aún a los “mexicanos” como una abstracción homogénea y atemorizante. Se trata, como lo demuestra el libro, de un grupo singular de escritores de orígenes muy diversos y lenguas e identidades entremezcladas, anclados y establecidos la mayoría de ellos en universidades norteamericanas y “que de una u otra forma han mantenido viva esta comunidad de la palabra en los Estados Unidos. En qué idioma(s), en qué país(es) ésta se sigue escribiendo y escuchando, es algo que aún está por verse”.

El libro merece una reedición y una más amplia circulación pensando en lo que se nos avecina. De nuevo se trata de un auténtico ejercicio de diplomacia cultural realizada con total independencia de gobiernos e instituciones.

El título de uno de los poemas seleccionados del autor cubano-americano Pablo de Cuba Soria (1980), podría ser un título alternativo de esta antología: “Gramática de las apropiaciones”. A través de la palabra, de la gramática no ortodoxa y sí reinventada de estos trabajos, se percibe una apropiación, un gesto de identidad, un grito de unidad en la diversidad de la literatura y sus lenguas y sus tradiciones y sus geografías entremezcladas, y su cruzar incesante de fronteras, la poesía misma como el territorio sin fronteras de la palabra.

Cito un fragmento de este poema en el que el autor se describe como un: “niño precoz bailando al ritmo de las mulatas mucamas, sin raptos/ y me agacho, disminuyo diciendo me allam the poet sin sordello, sin centro que perder gagueando el mundo/ la puta bilingüe que el camarada Cummings alecciona/aquí, exacto, podría se el paréntesis para peinar me a un lado, incluso para embotellar el agua salobre que se filtra, o mejor, retratarme (si es posible) con la camisa abotonada. (…) ese es el ruido de tales maquinas o artefactos a sabiendas que habitas gagohablante un país sin gramática, (martillando) palabras que se te escapan, que no te pertenecen”.

El poeta catalán-peruano-norteamericano Jorge Frishancho (1967) lee el fenómeno migratorio en clave poética y desde la experiencia de las aves en el poema “Primera migración, las aves”:

 

Conozco la historia de estas aves. Aves

que llegaron de muy lejos a poblar una cálida costa

y no encontraron sino la arena sucia, el mar que muerte

y ese largo silencio delineado de sus sombras.

(…)

Se alzaron contra un cielo demasiado oscuro,

prendieron de él sus suaves sueños

y tampoco en su solitaria permanencia encontraron

la ciudad.

Esa ciudad donde ahora suponen un cuerpo que retenga sus

Presentimientos,

la sabiduría y la paz, una vida finalmente dedicada a

olvidar.

Pero esperaron el retorno sin poder olvidar. Y nada han

visto

sino la arena sucia. Y nada ha encontrado salvo el mar

que muerte.

Si, conozco la historia de estas aves.

Su primera migración ha sido en vano”.

 

No ha sido en vano, valga decir, la migración de este grupo de poetas trashumantes, ciudadanos de una babel trilingüe o cuatrilingüe donde todo está por reinventarse.

Reproduzco finalmente un fragmento del poema “Rat Nueva Race York”, del escritor puertoriqueño Urayoán Roel (1976):

 

Nueva York es su texto fundacional,

su herida profunda,

pero como no rinde para mas

la deja que se funda

y se confunda

en la funda del ocaso

porque sabe que habrá mañana incendios

en los más lejanos latifundios

y que habrá quien se confunda en la marea y

habrá quien redunde en los museos y

habrá quien incendie los vitrales y

habrá quien se inunde de nociones y

habrá quien derrumbe los portones y

habrá quien bostece sin razones y

habrá comida rápida,

vestidos típicos

sol esclerótico

y algún chofer neurótico

vaciando su guagua al borde del río

y gritándoles a estudiantes

y ejecutivos por igual,

en sílabas perfectas

“!Todo tiene su final!”.

www.britishcouncil.org.mx

https/Facebook.com/BritishCouncilMéxico

@mxbritish

 

Imprimir

Comentarios