Mujeres y hombres de la tercera edad… protagonistas del cine actual | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Jueves 26 de Enero, 2017

Mujeres y hombres de la tercera edad… protagonistas del cine actual

Emma Suárez se unirá a Michel Franco en Las hijas de abril, Eugenia Chaverri protagonizará Violeta al fin y Héctor Bonilla estrenó Un padre no tan padre

  • cronica.com.mx
  • cronica.com.mx
  • cronica.com.mx
  • cronica.com.mx

Desde hace algunos años las filmografías estadunidenses, europeas e incluso latinoamericanas observaron un “renacimiento” en sus tramas. Los protagonistas de las principales historias de los estudios fueron mujeres y hombres de cierta edad. El interés por las vivencias de los adultos mayores se extendió hasta el 2016.

De acuerdo a Helena Kaschel y Evan Romero-Castillo, de DW, existe una razón por la cual las industrias fílmicas del orbe pusieron su atención en los quincuagenarios, sexagenarios y septuagenarios, lo mismo como personajes protagónicos o como espectadores: “A razones económicas.

“En la era digital, los grandes estudios de cine y los autores independientes buscan reconciliarse con la última de sus audiencias confiables: las señoras y señores de la tercera edad”, apuntan Kaschel y Romero-Castillo en su análisis.

Dieter Hertel, director de la sala de arte y ensayo Rex-Lichtspieltheater en Bonn, concuerda en los motivos de acercarse al target mayor de 50 años: “Estaba claro que la industria del cine acabaría redescubriendo a mi generación. Nosotros no solemos ver películas en internet ni en formato blu-ray. Nosotros seguimos yendo al cine”, asegura.

Ese razonamiento puso en primer plano a Héctor Bonilla, quien estrenó este 21 de diciembre la cinta Un padre no tan padre. De acuerdo al actor Rafael Simón, la inclusión protagónica del actor en un rol de 85 años de edad asegura el atraer a espectadores de la misma edad a las salas. “Lo envejecieron para llegar a los casi 90 años del personaje.

“Estás viendo cómo se pensaba en antaño. Tenemos la perspectiva, la forma de ver la vida y la forma de amar. En Un padre… se escogió al elenco en base de distintos targets en el mercado. Con Héctor Bonilla tenemos a los mayores, la gente que tiene un conocimiento histórico de lo que ha jugado a través de las décadas con una cantidad de trabajo increíble”, considera Simón.

Entre los creadores latinoamericanos ha sido bien recibido el retrato actual de los adultos mayores, altamente contrastante con el del pasado. Michel Franco sumará su visión, en 2017, con la cinta Las hijas de abril. La más reciente Chica Almodóvar, Emma Suárez, tendrá en sus hombros la posibilidad de mostrar el cotidiano a cierta edad y lo difícil de aceptar su llegada.

“Emma Suárez es la protagonista de la película. Estamos muy contentos que ella aceptó el proyecto. Estamos muy optimistas. (Su personaje) es una mujer que a sus 50 años no acepta la idea de envejecer. La relación de ella con sus hijas jóvenes”, cuenta el productor de la cinta y también cineasta Lorenzo Vigas.

El ganador del León de Oro por la cinta Desde allá, donde también hace una narración peculiar de la adultez, opina sobre la importancia de retomar la tercera edad femenina en la visión de Franco.

“Es muy importante, hacía mucha falta. Lamentablemente todavía estamos en una sociedad machista en Latinoamérica. Un precedente bonito fue Gloria, la película chilena, de una mujer que cumple 60 años. Me parece importante que estén apareciendo estos proyectos”, abunda Vigas.

Costa Rica, en una co-producción con México, alista la película Violeta al fin. Narra el día a día de Violeta, encarnada por la famosa actriz Eugenia Chaverri, quien a los 72 años está lista para seguir viviendo, a pesar de sus penurias económicas, para lo cual decide aprender a nadar, de la mano de un instructor, a quien le da vida el mexicano Gustavo Sánchez Parra.

“Es una historia interesante, que llegó a mí de una manera inesperada, pues conocí a la directora (Hilda Hidalgo) en un taller. Trata de una mujer de 70 años, que acaba de terminar su relación de pareja y conoce a un instructor de natación, en quien encontrará el apoyo, ante los serios problemas económicos que enfrenta”, adelanta Sánchez Parra.

Laura Imperiale, productora de la cinta, comparte con sus colegas la idea de potenciar el tema de querer seguir viviendo de los adultos mayores, a través de la cinematografía, en un momento cuando al mundo “no le interesan las personas, sino el desarrollo económico que les pasa por encima. Ella (Violeta) piensa que la vida tiene mucho por hacerse y enfrenta la situación”.

Britta Hartmann, experta en el análisis de medios y conocedora del séptimo arte, citada por DW, considera la actual atención a la tercera edad en la gran pantalla, un asunto alejado de la moda pasajera: “El cine, como cualquier otra expresión artística, es un generador de discursos.

“Es decir, un terreno en el que uno puede confrontar situaciones preocupantes o miedos para ofrecer respuestas. En una sociedad donde la edad promedio es cada vez más avanzada, las implicaciones de la vejez, del deterioro físico y mental, de la enfermedad y de la muerte serán abordadas con mayor interés y profundidad en los próximos años”, finaliza Hartmann.

Imprimir