Hermetismo en el caso Schumacher | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Jueves 26 de Enero, 2017

Hermetismo en el caso Schumacher

El máximo ganador en la Fórmula 1 sigue recluido en su residencia privada, donde familiares y conocidos se niegan a hablar sobre su estado físico; hoy se cumplen tres años del accidente que

Hoy se cumplen tres años del grave accidente en esquí que sufrió Michael Schumacher, máximo ganador de títulos de piloto de la Fórmula Uno, que lo postró en coma y actualmente se recupera en su hogar.

El estado de salud del ex piloto alemán fue y seguirá siendo un asunto estrictamente privado, advirtió su manager Sabine Kehm, casi tres años después del accidente de esquí sufrido por el heptacampeón del mundo de Fórmula Uno.

No va a haber en el futuro ningún tipo de información sobre esa “situación privada” de Schumacher, de 47 años, indicó Kehm, a través de un comunicado.

“Somos conscientes de que, para algunos, es difícil de entender, pero actuamos así de completo acuerdo con la opinión al respecto de Michael y agradecemos su comprensión”, añadió la manager.

Su representante, inseparable en sus años de gloria automovilística, ha pasado apuros para continuar con el hermetismo sobre el estado de salud actual, del siete veces campeón del mundo en la F1.

Aquel no tan lejano 29 de diciembre de 2013, Schumi esquiaba en Grenoble, Francia, cuando sufrió una caída golpeándose la cabeza al partirse su casco y perdiendo el sentido. Su recuperación ha sido lenta en su hogar, luego de largos meses de atención con calificados neurocirujanos y fisioterapeutas; sin embargo, las noticias sobre su salud son escasas.

Corinna Schumacher, esposa de Michael desde 1995 y madre de sus dos hijos, Mick y Gina Maria, sigue asumiendo el papel de representar a su marido en los homenajes que se le rinden en su país. Ambas mujeres pueden aparecer juntas y sonrientes en algún circuito en los que Mick, de 17 años, muestra sus progresos y quien el próximo año correrá en la Fórmula 3, decidido a seguir los pasos del padre.

Pero ambas comparten también los momentos más duros de la tragedia. Se comportan como un equipo compenetrado en la tarea de preservar el entorno del expiloto. Incluso han recurrido a tribunales para impedir la difusión de fotos.

Las únicas informaciones que habían trascendido al exterior y que no acabaron en un desmentido fueron las que autorizó su mánager, además de declaraciones puntuales de la esposa. Schumacher despertó del coma en junio de 2014 y fue trasladado a una clínica de rehabilitación en Lausana, y de ahí al chalet familiar de Gland, en el cantón de Vauz, acondicionado por Corinna para cuidarle. Allí se le supone al cuidado de los mejores especialistas y fisioterapeutas.

Por su parte, Felix Damm, el conocido abogado contratado por la familia de Michael Schumacher en el juicio contra la revista Bunte por difamación, se ha visto en la obligación de revelar ante un juez el estado físico real del Káiser, tres años de que este sufriera un accidente de esquí y se golpeara la cabeza contra unas rocas.

Desde entonces, poco, muy poco, ha trascendido de su estado de salud, debido al secretismo que mantiene la familia, que tiene a Michael Schumacher recluido en su residencia de Suiza, convertida en un auténtico búnker antipaparazzi. De hecho, apenas se divulgó que su peso era de 45 kilos.

Damm reveló ante el juez que “Schumacher no puede caminar”, según informaban este lunes varios medios británicos. Su respuesta contradice la portada de la revista el pasado mes que aseguraba que “Schumacher puede caminar”, que ya contestó en su día la representante del piloto Sabine Khem.

“Está muy delgado, pero puede caminar un poco de nuevo con ayuda de sus terapeutas. Es capaz de dar un par de pasos, y también puede levantar un brazo”, añadió la revista. La familia de Schumacher será indemnizada ahora por estas falsas informaciones según el juez, con unas cantidades que pueden oscilar entre 40,000 y 100,000 euros.

Algunos atrevidos periodistas han buscado mil maneras de investigar sobre el caso, como el que se disfrazó de sacerdote para ingresar al hospital de Grenoble, recién accidentado Schumi, pero no tuvo éxito. O el caso del reportero que robó los archivos médicos, pero la Policía de Francia lo capturó para enviarlo a la cárcel, donde se quitó la vida.

Para ingresar al hospital de Grenoble (Francia), en el cual estaba recluido Michael Schumacher, un fotógrafo se disfrazó de cura para poder tener una primicia sobre el estado de salud del siete veces campeón de Fórmula 1. No tuvo suerte.

Estos han sido algunos casos de lo que han hecho los medios, y varios fanáticos, para poder obtener información alguna sobre Schumi, pues en su entorno han tratado de mantener en reserva su situación.

En las últimas semanas, se ha reactivado la página oficial de Schumacher en internet, así como sus cuentas en Facebook y Twitter, que administra el entorno del expiloto, pero limitada a comunicaciones relativas a su figura y trayectoria en Fórmula Uno.

Este 3 de enero próximo, Schumacher cumplirá 47 años de edad.

 

EL HIJO DE SCHUMI SE ACERCA A LA FÓRMULA 1

El hijo de Michael Schumacher, Mick, cada vez está más cerca de la Fórmula 1. A sus 17 años, el joven piloto sigue los pasos de su padre y la próxima temporada competirá en la Fórmula 3, uno de los últimos pasos antes de dar el salto al gran circo.

Lo hará formando parte del equipo Prema, el más prestigioso de la categoría ya que se ha alzado con el título en las últimas seis temporadas. Mick, subcampeón de la F4 alemana e italiana la pasada temporada con 10 victorias en ambas competiciones, da así otro paso adelante en su carrera deportiva, mientras su padre sigue convaleciente de su grave accidente de esquí de hace casi tres años.

Mick ya estuvo probando hace pocas jornadas en Jerez y a sus 17 años cumplirá su tercera temporada en monoplazas, una edad que consagró a Max Verstappen, que saltó directamente de esa categoría a la Fórmula 1 la pasada temporada, sin tener aún la edad adecuada ni carnet de conducir. Lance Stroll, ahora piloto de Williams, ha seguido el mismo camino.

Precisamente, Mick ocupará la plaza que deja vacante Stroll, campeón del F3 este año.

Imprimir