Cuidado con los bebés para prevenir la muerte súbita | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Jueves 09 de Marzo, 2017

Cuidado con los bebés para prevenir la muerte súbita

También se le conoce como síndrome de muerte súbita infantil, muerte en cuna o muerte blanca.

Acostarlo boca abajo y con mucha ropa le impide respirar bien

El síndrome de muerte súbita del lactante se define como la muerte repentina e inesperada de un niño menor de un año aparentemente sano. También se le conoce como síndrome de muerte súbita infantil, muerte en cuna o muerte blanca.

En temporada de frío se presenta con más frecuencia la muerte súbita o "muerte de cuna" del bebé lactante, pues por el exceso de ropa o cobijas para abrigarlo puede presentarse la asfixia del menor, señaló la Secretaría de Salud estatal.

El doctor, Carlos Benítez Pineda, director del Hospital General “Dr. Salvador Zubirán Anchondo”, explicó que la muerte de cuna se presenta generalmente durante la noche o por la mañana.

Comentó que algunas otras causas son que sean bebés prematuros, que no son alimentados con leche materna, duermen boca abajo en superficies blandas o colocar juguetes o almohadas dentro de la cuna. Cuando tienen reflujo gastro-esofágico, falta de supervisión y estar en contacto con el humo de tabaquismo dentro del núcleo familiar, también el cobijar de manera exagerada o vestir al bebé con mucha ropa en lugres de mucha temperatura ambiental es peligroso. También puede ser un riesgo el dormir al bebé en la misma cama con adultos.

Otro factor de riesgo puede ser el haber nacido prematuramente o que el bebé tenga bajo peso.

Por ello, señaló que para mantener una buena salud y condición ambiental para el menor es importante seguir las siguientes recomendaciones:

Alimentar al bebé con leche materna, acostarlo boca arriba, evitar que el lactante duerma sobre superficies blandas, no sobre abrigarlo, tener una atmósfera libre de humo de cigarrillos y evitar que duerma el bebé con los padres y la ingesta de té de anís estrella.

Benítez Pineda dijo que es de suma importancia que los padres asistan con sus hijos a consulta de control del “niño sano” para que reciban asesoría y capacitación relacionada a los cuidados que se le deben de proporcionar al niño menor de un año.

Finalmente, recalcó que es importante evitar consejos del vecino, amigo o familiares, pues se puede caer en mitos o falsas recomendaciones que pueden dañar la salud del menor; lo mejor visitar al especialista (pediatra) para una mejor solución a sus dudas.

Imprimir