Mundo

Kabul, Kandahar y Helmand, blancos de atentados que dejaron 56 muertos

Fuerzas de seguridad afganas auxilian a uno de los herido del doble cerca del Parlamento en Kabul.

Un saldo de 56 muertos y 92 heridos dejaron ayer cuatro ataques, dos perpetrados por un suicida y un coche-bomba cerca del Parlamento en Kabul, que cobró 38 vidas y lesionó a 80 más, mientras que un tercero se registró contra una oficina gubernamental en la provincia de Kandahar,  donde fallecieron 11 personas y 12 resultaron lesionadas, mientras que el cuatro, en la sureña Helmand cobró siete vidas, informaron fuentes oficiales.

De acuerdo con el director del departamento de Emergencias del Ministerio de Interior afgano, Homayoon Aini, en el primer doble atentado “un atacante suicida detonó su chaleco explosivo justo a las afueras del edificio Al-Haqqi del Parlamento y fue seguido por un segundo ataque suicida con un coche-bomba que estaba estacionado cerca del edificio del Parlamento.

VÍCTIMAS. Un guardia de seguridad que pidió el anonimato aseguró que la mayoría de las víctimas eran empleados del parlamento que salían de sus labores.

Reportes de medios locales señalaron que un autobús de transporte público en el que viajaban civiles quedó destruido por la explosión del coche-bomba.

El portavoz talibán Zabihullah Mujahid reivindicó a través de la red social Twitter el ataque en un comunicado en el que afirmó que el primero iba dirigido contra un microbús que transportaba a empleados de la inteligencia afgana y que el segundo estaba dirigido contra las fuerzas de seguridad que llegaron para auxiliar a las víctimas de la primera explosión.

KANDAHAR. Por otra parte, 11 muertos y 12 lesionados, entre estas últimas el embajador de Emiratos Árabes Unidos en Afganistán, Juma Mohammed Abdullah Al Kaabi, dejó un atentado contra una oficina gubernamental en la provincia de Kandahar, en el sur del país.

El ataque se registró sobre las 18:30 horas locales contra el complejo de oficinas del gobernador de Kandahar, Homayoon Azizi, que también resultó herido en la agresión, informó su portavoz, Samim Khpalwak.

SUR. En tanto, otro atentado perpetrado por un atacante suicida mató ayer a siete personas, luego de que se hiciera estallar en Lashkargah, capital de la provincia sureña de Helmand, donde el gobierno de Estados Unidos quiere desplegar 300 efectivos, conforme a lo comunicado el pasado sábado por el Departamento de Defensa de EU.

 

Imprimir