Bienestar

Diabetes: cuando el metabolismo indica que algo anda mal

En los últimos años, la tasa de incidencia de personas con diabetes ha aumentado

La insulina se produce en el páncreas y controla la glucosa

Ante la emergencia sanitaria por diabetes y obesidad declarada por la Secretaría de Salud en México que responde al aumento de muertes por esta enfermedad que pasaron de 14 mil 500 en 1980 a 98 mil 450 en 2015; la Organización Mundial de la Salud (OMS), ha señalado que tan sólo en nuestro país 13.2 millones de mexicanos que sufren diabetes,  80.5 millones tienen  sobrepeso y 35 millones padecen obesidad. Pero, ¿sabes por qué estos dos importantes padecimientos están ligados y por qué se siguen presentando con gran rapidez entre la población?, el equipo médico del Hospital DioMed te muestra toda la información que te ayudará a conocer sobre estas enfermedades para que juntos empecemos hacer frente a este mal crónico.

La diabetes es un Problema de Salud Mundial (pandemia), y en los últimos años la tasa de incidencia ha ido en aumento, el incremento de esta enfermedad se ha extendido en la población general muy similar a la obesidad con quien guarda una relación directamente proporcional, en una enfermedad que inicia años antes de su diagnóstico, con datos muy leves relacionados a la resistencia a la insulina (prediabetes) es decir, el paciente produce insulina pero su acción no la realiza adecuadamente por no poder unirse a su receptor y esto afecta directamente el metabolismo de la glucosa, la evidencia de esta enfermedad es simplemente con la glucosa en ayuno alterada y en el exámenes General de Orina datos de Glucosa en Orina (No es normal), muchos de los casos con este padecimiento son prevenibles; esto debido al estilo de vida sedentario y con alto consumo calórico que potencian la aparición de la enfermedad”, señaló el doctor Jesús Montoya Ramírez, Especialista en Cirugía Gástrica del Hospital DioMed.

Los alimentos que ingerimos todos los días se descomponen en azúcar en la sangre y se convierte en glucosa, que al entrar a las células brinda energía a nuestro organismo, siendo la insulina la hormona que ayuda a regular la cantidad de glucosa; cuando se diagnostica diabetes, significa que el metabolismo del cuerpo, particularmente el páncreas, que es el área responsable de producir esta sustancia, no está funcionando de manera adecuada, ya sea por la falta o deficiente producción de la insulina o simplemente por no actuar adecuadamente con su receptor (indispensable para su acción).

Ante esta situación, se recomienda a la población a mantener un peso adecuado, prestando atención a los azúcares que se consumen a diario y las grasas  de origen animal en vez de saturadas, así como aumentar el consumo de agua y  fibra en la dieta con frutas, verduras y vegetales, realizar actividad física y tener un control de la glucosa en la sangre mediante exámenes periódicos.

El especialista indica que existe una predisposición cuando alguno de los padres o ambos tienen diabetes; sin embargo, esto no significa que necesariamente se deba padecer la enfermedad, por ello, cuando se tienen antecedentes familiares es necesario tener una vida más sana, reduciendo las posibles causas que puedan potenciar la aparición de la diabetes.

Para hacer frente a este padecimiento, en la actualidad se ha empezado a  implementar una cirugía que ayuda a sobrellevar estos problemas de salud; sin embargo, desde hace un par de años es que se conoce mejor el mecanismo de acción de este procedimiento quirúrgico, llamado Bypass Gástrico, con el cual se modifica el tubo digestivo, logrando disminuir las cifras de glucosa en sangre,  a través de dos mecanismos: la reducción del tamaño del estómago y la alteración en la absorción de los alimentos, dando como consecuencia modificaciones en  la absorción de la glucosa, lípidos, proteínas y algunos nutrientes.

El Dr Montoya del Hospital DioMed señala que: “Este mecanismo de acción logra provocar la remisión parcial o completa de la diabetes; en este sentido, la Asociación Americana de Diabetes, señala que  la efectividad de este procedimiento quirúrgico clasifica como remisión parcial a quienes disminuye la dosis de medicamentos y remisión completa aquellos pacientes que dejan de tomar medicamentos; por ello, el término es remisión, no curación, es decir, el paciente a pesar de no usar medicamentos debe continuar cuidándose como diabético, con esto se ha visto el costo-beneficio del Bypass Gástrico, ya que está demostrado que  ofrece ventajas sobre cualquier otro tratamiento existente”.

Como hemos visto, resulta de vital importancia atender la obesidad y diabetes a tiempo, es por ello que, ante síntomas frecuentes tales como: sed insaciable, hambre en exceso, pérdida rápida de peso, cansancio, enfermedades infecciosas recurrentes y/o hormigueo en manos y pies, debes acudir con tu médico para tener  un diagnóstico oportuno y en caso de ya haber sido diagnosticado, considera que si padeces diabetes desde un máximo de 7 años, eres menor de 45 años, fuiste diagnosticado insulinodependiente y el período de tiempo usando insulina es menor de 2 años, puedes ser candidato a realizarte el bypass gástrico; en cualquiera de los casos, la atención médica es fundamental para tratar los padecimientos.

Imprimir