Espectáculos

DLD: Ofrecen música para una mejor actitud hacia la vida

Hace dos siglos, el poeta y novelista francés Alfred de Musset ideó una frase poco a poco transformada en ley de vida: “lo importante no es llegar a la cima, sino mantenerse en ella”. La banda de rock mexicana DLD obtuvo éxito, pero lo más importante, aprendió, sin olvidarse de divertirse en el camino, a mantenerlo a base de esfuerzo y constante renovación.

Con el plan de grabar un disco acústico con versiones minimalistas de sus mejores temas, al cual titularían Reversionado, o un nuevo álbum de estudio, Francisco Familiar, Erik Neville y Edgar Hansen Otero “crecieron”, aunque en su mente aún tienen 18 años, y ponen en práctica, a través de su música, todo lo aprendido en 20 años de carrera.

“Hay introspección, cada vez más conocimiento, más matemática en todo, ocupamos lo que aprendemos: estuvimos con los mayas, somos más cosmogónicos, siempre la cultura es importantísima, (plasmar) lo que vas aprendido es imperativo y enseñar es una obligación (…) para que la gente deje de hacer cosas malas.

“Tenemos ya el valor de entender que realmente lo que construyes es lo que haces en tu mente, te da pertenencia (…) Hay que cuidar a los jóvenes y entre nosotros. La música de DLD expresa, da conocimiento e información para tener una mejor actitud hacia la vida”, dice Hansen Otero a Crónica.

Los tres músicos están en sus dominios: el Estado de México. Los estudios de Sony Music, en Naucalpan de Juárez, son el refugio donde ensayan con el mejor humor, el setlist de un sueño hecho realidad: regresar al escenario del Auditorio Nacional, los próximos 27 de enero y 4 de febrero, en una presentación en la cual se disponen a sorprender a sus fieles seguidores.

“Estamos muy contentos, es un privilegio estar ahí, es el Coloso de Reforma, es un ícono en nuestra cultura mexicana, esto no se da, se gana. Genera una vibra especial, no puede ser un show cualquiera, hemos trabajado mucho en los ensayos generales para que sea algo diferente y único”, adelanta Neville, en un descanso durante su preparación.

Sentados cómodamente en el área de consolas del estudio de grabación, ahí, donde nace la creatividad, Familiar promete un concierto con varios “regalos” en el aspecto musical. “Van a ser canciones que no escuchan en la gira y que no solíamos tocar incluso en giras pasadas, canciones que ya tienen sus ayeres.

“Vamos a estar con un ensamble sinfónico. Son un chingo de emociones, a veces angustia, alegría, nervios, así ha ido la noria girando”, abunda, mientras Hansen se apresura a precisar: “Son arreglos, el show es in crescendo, es desde nuestros inicios, los músicos actúan de cierta forma en los arreglos de cuerdas para llevar a la música a otro nivel, un ensamble moderno”.

Gracias al álbum Futura, DLD llega a su segundo y tercer Auditorio Nacional, pero agradecen aún más la posibilidad de haber recorrido distintas plazas de la República Mexicana, entre otros palenques, en los cuales sienten una vibra diferente. “Sería injusto atribuirle a un disco más que a otro la bendición que estamos viviendo.

“En este caso, sí, Futura nos ha llevado a girar por lugares donde no habíamos tocado nunca. Abrir puertas donde no sabíamos que una banda de rock podría estar, como un palenque. Felices de estar viviendo el crecimiento emocional, espiritual, nos ha dejado un buen sabor de boca este proceso”, asegura Erik.

Francisco da tranquilidad a sus seguidores y comparte los planes próximos de DLD, como mantenerse girando con Futura, incluso en estos tiempos aciagos, llegarán en el mes de mayo a Estados Unidos: “Vamos a Dallas, Houston y San Antonio, en Texas, y lo que se vaya sumando. Habla bien de la gente, no puedes echar a todos en un campo semántico.

“Las cosas están complicadas, pero nosotros mismos podemos hacer enmiendas, si hacemos bien nuestro trabajo, si no nos clavamos demasiado en la textura. Están pasando cosas interesantes a los lados, éste es un circo de tres pistas, entonces hay que aprender a darle su valor a las cosas, adaptarlas al clima político, es un reto y oportunidad”, agrega Familiar.

TRIBUTO. Como parte de su propuesta, DLD dijo sí a la aventura de dar su propia versión a uno de los cantautores iconos de la tradición musical nacional: Juan Gabriel. La alineación hizo una nueva versión de “Te sigo amando”, para la cual filmaron un videoclip, el cual quedó listo el pasado lunes, para ser lanzado en todas las plataformas existentes.

“El tipo era maravilloso, lo que componía era increíble, nos tocó la suerte de grabar ‘Te sigo amando’, con unas ganas y creo que fue una canción que nos quedó como anillo al dedo, ya lo habíamos hecho con José José, y ahora con Juan Gabrie; estamos felices, acabamos de hacer el video, lo revisamos antes de venir aquí y le dimos el ok, ¡quedó buenísimo!”, comparte Edgar.

Gil Rangel, con quien la banda tiene experiencia en temas como “Todo cuenta”, estuvo detrás de este clip, el cual cuenta una historia muy sencilla: “Es básicamente un servidor, sentado en la barra de algún lugar donde se sirve alcohol. Estoy cantando, llorando, narrando esta historia que es una joya. Es una canción muy cabrona.

“Creo que tendrías que ser muy güey para darle en la torre, sin embargo, sí hubo que hacer ajustes en cuanto a la métrica, la verdad es que quedamos muy satisfechos con el resultado. Es my sencillo, no estamos descubriendo el agua tibia, es un juego de luces, tomas de mis compadres echando rock n’ roll, es desgarradora la rola, chillada”, finaliza Francisco.

Imprimir