Austin desafía a Trump y se convierte en ciudad santuario | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Jueves 09 de Marzo, 2017

Austin desafía a Trump y se convierte en ciudad santuario

Marcha a favor de la protección a migrantes, en Washington.

La ciudad de Austin, y todo el condado de Travis, en el que se integra la capital texana, decidió ayer desafiar las órdenes del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de forzar a las ciudades estadunidenses a entregar a todos los migrantes indocumentados para tramitar su deportación.

Como resultado, Austin se convirtió ayer en ‘ciudad santuario’, es decir, una ciudad que protege a sus migrantes sin documentos legales, cosa que no era hasta ahora. Lo confirmó la sheriff del condado, Sally Hernández, que explicó que Travis sólo entregará a los migrantes convictos de delitos extremadamente graves, concretamente asesinato, agresión sexual o tráfico de personas.

Si no se da alguno de estos tres supuestos, la policía federal necesitará una orden judicial o una de arresto firmada por un magistrado para mantener en la cárcel a una persona cuyo estatus migratorio esté en cuestión.

“La comunidad debe estar segura de que la aplicación de la ley local se centra en la seguridad pública local, no en la aplicación federal de la inmigración”, señaló la sheriff del condado en un video difundido el 20 de enero, fecha en la que precisamente Donald Trump fue investido presidente.

LLAVE CERRADA. El condado tomó la decisión siendo consciente de que Trump amenazó a las ciudades santuario con cortarles su financiación federal si no entregan a los indocumentados. Por ello, el gobernador del estado de Texas, el republicano Greg Abbott, cerró inmediatamente la llave del financiamiento a Travis, y recortó una partida de 1.5 millones de dólares que debía mandar el departamento de justicia penal del estado.

FELICITACIÓN. Organizaciones que protegen los derechos de las minorías en Texas reaccionaron con júbilo ante la decisión de la sheriff Hernández,  y aplaudieron el enfrentamiento abierto tanto con el gobernador Abbott como con Trump.

En este sentido, la coordinadora de programas de inmigración de la organización Grassroots Leadership, Sofia Casini, comentó que la nueva política del condado de Travis será un “alivio” para los inmigrantes indocumentados, que hasta ahora vivían con miedo de que las autoridades les pidieran la documentación en cualquier momento del día sin motivo alguno.

AMENAZA. Sin embargo, el estatus de ‘ciudad santuario’ de Austin podría verse revocado en unos meses a través de nueva legislación estatal, en caso de que prosperaran dos proyectos de ley que pretenden prohibir este tipo de políticas en Texas, y que se pusieron en marcha en estado de la estrella solitaria el pasado 10 de enero de este año.

De hecho, este martes Abbott aseguró que una de las prioridades de su administración es poner fin a las ‘ciudades santuario’ en su estado. En total, en Estados Unidos se calcula que unas 300 localidades protegen a los migrantes indocumentados.

 

Imprimir