Negocios

Demanda SCT a Rivada por difamación y daño moral

Declan Ganley, presidente de Rivada.

La Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) demandó a la empresa Rivada por difamación y daño moral, luego de que la compañía acusó a la dependencia de corrupción dentro de la licitación de la Red Compartida; se trata de la primera vez que una dependencia inicia un proceso de esta naturaleza contra una compañía.

La denuncia incluye a Declan Ganley, presidente de la empresa, quien ha emitido diversas críticas y acusaciones a través de medios de comunicación y redes sociales, en contra de la SCT,  después de su descalificación en el concurso de la Red Compartida.

“Esta campaña de descrédito afecta el decoro, el prestigio y la reputación de la SCT”, indicó la dependencia.

La finalidad de la demanda tiene tres objetivos: Que el Juez de Distrito ordene cesar la campaña de desprestigio; que Rivada pague una importante indemnización por su conducta ilegal, que deberá ser determinada por un Juez de Distrito; y que el Juez obligue a Rivada a publicar en los medios de comunicación y redes sociales, la aclaración por sus comentarios falsos e insidiosos.

Con la certeza de que la demanda está sólidamente fundamentada en la Ley y conforme los criterios de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, la SCT prevé obtener un resultado favorable, indicó la dependencia.

Rivada fue descalificada de la licitación por no haber entregado en tiempo y forma una garantía de seriedad, requisito indispensable para avanzar hacia la etapa final del concurso. La empresa ha señalado que la SCT favoreció al consorcio Altán para que resultara ganador del proyecto. Rivada interpuso amparos contra la decisión de la SCT sin que hasta el momento haya obtenido un resultado favorable.

Imprimir