Ley electoral local - Jorge Romero Herrera | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Jueves 09 de Marzo, 2017
Ley electoral local | La Crónica de Hoy

Ley electoral local

Jorge Romero Herrera

El reto es garantizar certeza de legalidad en el 2018.

El pasado miércoles, recibimos de manos de la mesa directiva de la Constituyente, la Carta Magna de la CDMX. A partir de ello, la Asamblea Legislativa inicia los trabajos para la armonización y redacción de las leyes secundarias, que especificarán los derechos, obligaciones y atribuciones de los ciudadanos e instituciones de la Ciudad de México; integrándose grupos de trabajo para tal efecto.

Destaca por su importancia en la vida política de la ciudad y por la urgencia de su entrada en vigor, los temas relativos a la materia electoral, para cuya discusión se conformó el grupo de Procedimientos e Instituciones Electorales, en la cual Acción Nacional estará representada por los diputados José Manuel Delgadillo Moreno y Andrés Atayde Rubiolo.

Se trata de una tarea a contra reloj, ya que los trabajos y propuestas deberán concluir a más tardar en el mes de mayo próximo, es decir, 90 días antes del inicio del proceso electoral. Las propuestas de leyes deberán presentarse en el próximo periodo de sesiones que inicia en marzo, en el cual se discutirán, dictaminarán y se enviarán al Ejecutivo para que haga observaciones o, en su caso, las publique.

En la carta magna se hace referencia a una serie de derechos ciudadanos, entre los que resalta el de participar en la resolución de problemas y temas de interés general, a través de las figuras de democracia directa y participativa; a fin de preservar, ampliar, proteger y garantizar los derechos humanos y ciudadanos de la sociedad.

El sufragio es universal, efectivo, libre, secreto, directo y obligatorio, tanto para la elección de autoridades como para el ejercicio de la democracia directa. La ley electoral deberá establecer los mecanismos para garantizar la vinculación del derecho de los ciudadanos al voto efectivo; entre las plataformas electorales que dieron origen a las candidaturas triunfadoras y los planes, programas de gobierno, políticas y presupuestos, de las autoridades de la ciudad y las futuras alcaldías con sus concejales.

En la nueva Constitución local hay cambios sustanciales de forma, para las figuras que serán electas en el siguiente proceso electoral. Por ejemplo, la Asamblea del Distrito Federal se transforma en Congreso local de la Ciudad de México, el cual estará integrado por 33 diputados uninominales y 33 plurinominales; ello obliga a hacer una redistritación local para la ciudad. Dicho ordenamiento señala que el aún Instituto Electoral del Distrito Federal realizará las gestiones necesarias para que el Instituto Nacional Electoral lleve a cabo el proceso de redistritación local, para ajustarse a la geografía electoral.

Las personas integrantes de la alcaldía se elegirán por planillas, según corresponda, ordenadas en forma progresiva, iniciando con la persona candidata a alcalde o alcaldesa y, después, con las y los concejales y sus respectivos suplentes. Las fórmulas estarán integradas por personas del mismo género, de manera alternada, y deberán incluir personas jóvenes con edad entre los 18 y 29 años de edad; ello, con la finalidad de propiciar la igualdad de oportunidades.

Los Concejos de las 16 alcaldías electos en 2018, se integrarán por el alcalde y 10 concejales, que por única ocasión serán electos según los principios de mayoría relativa y de representación proporcional; en una proporción de 60 por ciento por el primer principio y 40 por ciento por el segundo. En dicho proceso, la jornada electoral será concurrente con la del proceso electoral federal.

A lo anterior se suman las candidaturas sin partidos, para acceder a cargos de elección popular con determinado respaldo ciudadano. Estás se deberán de definir en la ley electoral, para darles certeza en su participación.

La Constitución de la Ciudad de México establece otros mecanismos de participación ciudadana; tales como la iniciativa ciudadana, el referéndum, el plebiscito, la consulta ciudadana y la revocación de mandato.

La Ley Electoral de la Ciudad de México deberá dotar de los elementos jurídicos necesarios para que, tanto el Instituto Electoral de la Ciudad de México como del Tribunal local —que son las autoridades ejecutoras en los procesos electorales— cuenten con todos los mecanismos para garantizar que los procesos sean concurridos y se lleve a cabo, con certidumbre, el cómputo de las elecciones y la emisión de los resultados.

El reto es amplio y el trabajo no solo comprende la legislación electoral, sino también el armonizar 143 leyes y 8 códigos con la carta magna local. En estas tareas, imprimiremos el sentido humanista y democrático que caracteriza a Acción Nacional.

 

* Coordinador del GPPAN en la ALDF

* Secretario de la Comisión de Gobierno

@JorgeRoHe

Imprimir

Comentarios