La Esquina

Los indolentes dicen que el problema de las deportaciones es exclusivo de quienes están en Estados Unidos sin los papeles necesarios. La realidad es que también los mexicanos que están legales allá viven con zozobra. La prepotencia de la Migra los tiene a un tris de convertirse en residentes de segunda. Nuestras autoridades tienen la obligación de protegerlos.

 

Imprimir

Comentarios