Sancionan en seis meses a mil 460 servidores públicos | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Domingo 19 de Marzo, 2017

Sancionan en seis meses a mil 460 servidores públicos

Sancionan en seis meses a mil 460 servidores públicos | La Crónica de Hoy
Trabajadores de la Procuraduría capitalina y de servicios de Salud son los más castigados por sus contralorías.

Los órganos de control interno adscritos a la Contraloría General capitalina han sancionado a mil 355 servidores públicos de agosto del 2016 a febrero de este año.

Estos órganos son los encargados de prevenir, detectar, sancionar y erradicar las prácticas corruptas.

También se encargan de ejecutar el sistema de control y evaluación gubernamental, es decir, controlar que los procesos y procedimientos que realizan los servidores públicos en las dependencias sean cumplidos de forma regular.

Según una solicitud de información, los servicios de Salud y la Procuraduría General de Justicia capitalina son las dependencias con más trabajadores sancionados a través de sus contralorías.

El castigo más recurrente es la suspensión con un total de 504 trabajadores.

Ésta es una sanción administrativa que consiste en la privación o prohibición temporal al servidor público para desempeñar el empleo cargo o comisión, así como del goce de sus prestaciones, impidiendo que realice sus funciones por tiempo determinado.

Seguido a la suspensión está la amonestación pública y privada, con 331 y 345 sancionados, respectivamente.

La amonestación es una corrección disciplinaria que tiene por objeto mantener el orden, la disciplina y el buen funcionamiento en el servicio público, consistente en la advertencia que se hace al servidor público, haciéndole ver las consecuencias de la falta que cometió, mediante la cual se pretende que la conducta del servidor público  regrese al correcto desempeño de sus funciones.

La privada es de forma verbal, mientras que la pública es cuando la autoridad crea un expediente por la falta cometida; esto con la finalidad de que la sanción quede inscrita en el registro de sancionados.

La inhabilitación es la cuarta sanción con más número de registros; en un periodo de seis meses han sido castigados de esta forma 113 funcionarios.

Ésta se impone al servidor como consecuencia de un acto u omisión que implique el lucro o cause daños o perjuicios; la inhabilitación puede ser de un año hasta diez, si el monto de la remuneración no excede de doscientas veces el salario mínimo mensual vigente en la Ciudad de México, y de diez a veinte años si excede de dicho límite.

El apercibimiento o llamada de atención es el castigo con menos servidores públicos registrados con un total 17 trabajadores.

Con un solo sancionado está la destitución.

La separación del empleo, cargo o comisión de los servidores públicos debe ser demandada por el superior jerárquico.

Es importante aclarar que el castigo se aplicará de forma distinta si se trata de trabajadores de base o trabajadores de confianza; en el primer caso, el área legal de la dependencia o entidad presentará el caso ante el Tribunal Federal de Conciliación y Arbitraje.

En el segundo, la destitución surte efectos desde el momento que le es notificada oficialmente.

La Contraloría General de la Ciudad de México posee el registro de 105 funcionarios castigados en el mismo lapso; de ellos, 46 fueron amonestaciones públicas, 26 suspensiones, 21 inhabilitaciones y 9 destituciones.

En el documento se informa que las dependencias capitalinas con mayor número de sancionados son la Procuraduría Social (Prosoc) con 20, el Instituto del Deporte (Indeporte) y la Secretaría de Ciencia, Tecnología e Innovación (Seciti), ambas con 10 trabajadores castigados.

También señala que de las 16 delegaciones que conforman la Ciudad de México sólo cinco tienen empleados castigados, estas son: Tláhuac y Cuauhtémoc dirigidas por Morena, Iztacalco e Iztapalapa, lideradas por el PRD, y Cuajimalpa del PRI, todas con un servidor sancionado. 

 

Imprimir