¿Qué papel debe jugar México ante la crisis política de Venezuela? - Ma. del Rocío Pineda Gochi | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Miércoles 29 de Marzo, 2017
¿Qué papel debe jugar México ante la crisis política de Venezuela? | La Crónica de Hoy

¿Qué papel debe jugar México ante la crisis política de Venezuela?

Ma. del Rocío Pineda Gochi

La coyuntura internacional y regional se ha vuelto dinámica y compleja para todos los países en el mundo. A pesar de la alta globalización de los mercados, cada nación busca afrontar, de la mejor manera, los embates económicos y la volatilidad financiera para lograr sus metas y objetivos. Sin embargo, las estrategias y decisiones políticas internas –que asumen de manera soberana en sus territorios­– inciden en las decisiones geopolíticas de la comunidad internacional, con cualquier tipo de resultados.

Aunque pareciera una afirmación de perogrullo, “algunos” actores políticos y jefes de Estado consideran que el proteccionismo y el autoritarismo son las vías políticas adecuadas para garantizar el crecimiento económico, la seguridad, los derechos humanos y, en general, el bienestar social. Aunque ninguna fórmula o modelo político ha demostrado total eficacia, la experiencia internacional y la historia económica dan muchos ejemplos sobre los costos económicos y políticos que se pagan, cuando se radicaliza una postura.

Si bien cada gobierno es responsable de sus decisiones internas, también debe asumir los efectos colaterales en el exterior. El derecho internacional, en el momento en que se asume como un mecanismo articulador y homogeneizador de los derechos humanos fundamentales, y como el instrumento regulador de las relaciones comerciales entre países, dota de legitimidad –a los suscribientes de un acuerdo o un tratado– para exigir el apego a la legalidad y su cumplimiento. En este sentido, ¿Cuál debería ser la postura del gobierno mexicano respecto a la situación política que vive la República Bolivariana de Venezuela?

Independientemente de que nuestro país tradicionalmente se ha caracterizado por el cumplimiento irrestricto de los principios esenciales del derecho internacional, que son la libre autodeterminación y la no intervención, la fracción X del artículo 89 de nuestra Constitución Política establece que la política exterior debe procurar en todo momento la igualdad jurídica de los estados, la cooperación internacional para el desarrollo, el respeto, la protección y promoción de los derechos humanos, la lucha por la paz y la seguridad internacional.

Atendiendo a estos principios normativos y en el marco de la Carta de la Organización de los Estados Americanos y la Carta Democrática Interamericana, México tienen la obligación de promover y defender la democracia y procurar la paz de todos los países miembros.

Más allá de asumir un liderazgo en la región, nuestro país debe favorecer la unidad y la integración regional. Ante los cambios abruptos de la economía mundial y de su centro de gravedad, se abre nuevamente una oportunidad para consolidar una verdadera integración latinoamericana. Nuestra región ha dado muestras de fortaleza, prudencia y madurez, pero aún faltan mayores esfuerzos para una consolidación de las democracias latinoamericanas y caribeñas para dar el siguiente paso.

Sin menoscabo de la libre autodeterminación y de las normas legales que tiene Venezuela, es determinante para la región que el gobierno en turno garantice la transición política por las vías democráticas y muestre al concierto internacional la grandeza de su pueblo. Frente a esta situación, México debe jugar un papel más proactivo, privilegiar el diálogo y ser garante del derecho internacional.

Senadora de la República

Michoacán de Ocampo

@RocioPinedaG

Imprimir

Comentarios