Nacional

Tráfico ilegal de migrantes en AL genera 7 mil mdd a la mafia: ONU

Batalla. Este fenómeno, que ha evolucionado a la par del tráfico de drogas en la ruta Centroamérica-México-EU, es impensable sin corrupción, que ha proliferado en las más altas cabezas de algunos estados, afirma Felipe de la Torre, oficial de la Oficina en México de la ONU contra la Droga y el Delito

Felipe de la Torre pide más acciones de las autoridades para frenar los abusos contra migrantes.

El tráfico ilegal de migrantes entre Centroamérica, México y Estados Unidos “es impensable sin corrupción”, señaló en entrevista con Crónica Felipe de la Torre, oficial de la Oficina en México de la ONU en contra de la Droga y el delito (UNODC).

De acuerdo con los datos más actuales de la Oficina, esta actividad genera ganancias para la mafia en esta región por casi 7 mil millones de dólares, “aunque la cifra es conservadora, porque se estimó antes del alza de tarifas de los traficantes”.

Los testimonios de migrantes hablan de complicidad entre el crimen organizado y el Instituto Nacional de Migración, la Policía Federal, las autoridades locales y hasta las compañías ferroviarias, ¿qué información tiene la ONU? –se le preguntó.

— Si no hay mano dura contra la corrupción y no se atacan de raíz los esquemas corruptores, por más recursos que se inviertan en la investigación, el esfuerzo es inservible… Este delito está necesariamente asociado a la corrupción, que ha proliferado hasta las más altas cabezas en todos los estados, en unos más y en otros menos. La autoridad facilita estos procesos y recibe algo a cambio, pero hay también esfuerzos en los que se consignan traficantes, se rescatan migrantes. Quiero ver el vaso de agua a la mitad, tiene que haber una luz al final del túnel.

De la Torre es también vocero de la campaña “Tráfico ilícito de migrantes: negocio mortal”, la cual fue lanzada por la UNODC apenas el pasado 4 de abril en Washington —en el marco de la Conferencia Regional sobre Migración—.

¿Por qué es un negocio mortal?

— Hace 10 o 15 años la figura del pollero era vista como mal necesario que facilitaba el cruce, como quien abrazaba a los pollitos; cuando evolucionaron los cárteles de la droga en México y las organizaciones violentas de Colombia se transportaron a territorio mexicano, las rutas de los migrantes comenzaron a coincidir con las de la droga, haciendo los cruces aún más violentos y transformando a los polleros en coyotes, animales más agresivos. Se volvió pues un negocio con desmesuradas ganancias para el crimen, en el cual se pierden muchas vidas y se expone la salud física y psicológica de muchas otras.

La cifra “conservadora” de los 7 mil millones de dólares se derivó del cómputo de flujos migratorios proporcionado por los países involucrados (retenciones, deportaciones y cruces) y por el análisis de los cobros de polleros o coyotes.

“Mientras se implementen medidas más duras y hostiles en las fronteras, más peligrosas se vuelven las rutas y más dinero deben pagar los migrantes por los cruces”, describe de la Torre.

¿Qué actores se disputan el negocio?

— Hay una serie de eslabones, desde las personas contratadas por las redes criminales para hacer ofertas de viaje, empresas de transporte, agencias de viajes hasta servicios de transporte terrestre, taxistas, camioneros y líneas aéreas coludidas. Y falta el eslabón gubernamental, porque se otorgan pasaportes falsos, visados falsos, a sabiendas se deja ingresar a una persona con documentos irregulares a un país, tienen que estar coludidas las autoridades migratorias y la policía.

¿Líneas aéreas coludidas?

— El tráfico aéreo es más VIP, y se lo pueden permitir migrantes que han tenido que vender todos sus bienes o cuya situación económica es más holgada, y pueden pagar la expedición de un pasaporte falso en 10 o 12 mil dólares. Aquí en la región es poco común, se da más en los grandes cruces transcontinentales. La presencia de ciudadanos de Nepal, Sri Lanka, Eritrea y Somalia en nuestra área sería imposible sin haber utilizado la vía aérea. Son vuelos desde Dubái hasta Dakar, luego a Sao Paulo, a Quito, a Panamá y de ahí ya utilizan el transporte terrestre por Centroamérica, México y finalmente Estados Unidos.

¿A quiénes contratan los grandes grupos criminales para hacer los cruces?

— Se está desarrollando mucho el uso de adolescentes, chicos pandilleros.

Los migrantes en paso por México refieren a la Mara Salvatrucha como principal operadora…

— Se está generando con el tráfico ilícito de migrantes una evolución similar a la del tráfico de droga y a la época de matanzas en Colombia, en la cual aparecieron los famosos sicarios. Ahora a las mafias organizadas, con operaciones simultáneas en varios estados, les es muy útil contratar maras para sustentar el negocio. Y mientras más paradas haya en la ruta, mientras más fraccionada esté, más posibilidades se tienen de seguir sacándole dinero al migrante. Cada estación se ha vuelto punto de extorsión.

¿Qué hay de los migrantes sin dinero?

— Para ellos es un reto de sobrevivencia, están obligados a crear esquemas de asociación y a refugiarse en albergues o casas de asistencia humanitaria. En otros países existe un gran debate sobre si estas casas del migrante son cómplices del delito o lo facilitan, pero esta discusión, por fortuna, no ha llegado a nuestra región.

El 57 por ciento de los migrantes mexicanos y el 70 por ciento de los centroamericanos repatriados por Estados Unidos contrataron a un traficante para llegar y cruzar la frontera norte de México, según otros datos verificados por la UNODC.

¿Qué reflexión hace la Oficina sobre el trabajo realizado en la materia por el gobierno de México?

— La PGR creó por primera vez una Fiscalía especializada de delitos contra los migrantes, que está dentro de la Subprocuraduría de Derechos Humanos… Empezó con cero personal, nosotros vamos monitoreando el trabajo y ahora está consignando pruebas y tiene casos de migrantes rescatados. Pero hay mucho por hacer, hay que involucrar al INAMI y la Policía Federal, que conforman la cadena de custodia.

En Huehuetoca, donde hay una casa de migrantes, se tiene identificada una construcción donde operan los maras, pero la policía municipal huye…

— El tráfico es un delito federal, entonces muchas veces la falta de actuación de la autoridad municipal se justifica diciendo que no es  competente, pero con la campaña buscamos crear mecanismos de cooperación interinstitucional para que los gobiernos locales se involucren en la detección del delito, no sólo es ver y dejar pasar, deben actuar. Y tampoco queremos sociedades paralizadas, con los brazos cruzados…

¿Qué les toca hacer a los ciudadanos?

— Sacudirse el miedo a través de la denuncia y ser más empáticos respecto a los derechos de migrantes, sin sentimientos racistas o xenofóbicos. La campaña busca una sociedad despierta, una autoridad que haga de verdad labor de investigación y una comunidad migrante informada, consciente de los riesgos de contratar a un traficante, ¿vale la pena que un chico que no tiene  ni mil lempiras (500 pesos mexicanos) se arriesgue a ser detenido por transportar droga o acabar en un pozo?

LOS DATOS

* A finales de este año la ONU alista un reporte de tráfico de migrantes  específico de la región.

* La Conferencia Regional sobre Migración es un mecanismo de alto nivel donde participan viceministros de Relaciones Exteriores y de Migración de 11 países:  Canadá, EU, México, Belice, Guatemala,  Honduras, El Salvador, Nicaragua, Costa Rica, Panamá y la República Dominicana.

  Todos decidieron adoptar la campaña:  “Negocio Mortal” como iniciativa de comunicación contra el tráfico de migrantes.

* La campaña se derivó de más de 15 talleres con iglesias, comunidades de migrantes, autoridades gubernamentales,  policías y fiscales. Incluye capacitación a autoridades, expedición de manuales y organización de cursos.

FLUJOS ILEGALES QUE MÁS RECURSOS GENERAN A LA DELINCUENCIA

1. Tráfico de drogas

2. Tráfico de armas

3. Tráfico de migrantes

4. Tráfico de flora y fauna silvestres

INSTRUMENTO JURÍDICO

El artículo 5 del Protocolo Internacional contra el Tráfico Ilícito de Migrantes refiere que éstos no pueden ser criminalizados ni implicados en el ilícito o declarados cómplices.

PRINCIPALES DELITOS CONTRA MIGRANTES

Contra la libertad sexual, violaciones, abusos sexuales, trasiego obligado de droga (mulas), trata, secuestro y extorsión.

 

Imprimir