Funcionarios de Mancera tratan de convencer al INAH de bondades del MB | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube

Funcionarios de Mancera tratan de convencer al INAH de bondades del MB

Ambas partes aceptaron la necesidad de preservar el entorno histórico de la calzada de los Misterios y del Bosque de Chapultepec

Autoridades del gobierno capitalino se reunieron ayer con el director general del Institutito Nacional de Antropología e Historia, Diego Prieto, para tratar el tema de las obras urbanas para el funcionamiento de la Línea 7 del Metrobús.

En la reunión estuvieron el Consejero Jurídico, Manuel Granados; el secretario de Obras y Servicios Urbanos, Edgar Tungüi; el secretario de Movilidad, Héctor Serrano, y el director general de Metrobús, Guillermo Calderón, quienes dieron sus argumentos para que se permita que continúen las obras.

Tanto los funcionarios capitalinos como el titular del INAH coincidieron en que el Paseo de la Reforma es una avenida emblemática y representativa de la Ciudad de México, debido a aportación histórica, cultural y como espacio de encuentro social.

Aceptaron la necesidad de preservar el entorno histórico de la calzada de los Misterios y del Bosque de Chapultepec.

Se planteó que el INAH y la administración local darán a conocer en próximas fechas un proyecto llamado “Rescate Integral de Paseo de la Reforma” que el Gobierno de la Ciudad de México podrá aplicar en la zona, a sugerencia del propio instituto, en materia de publicidad e invasión del espacio público.

Por lo que ambas partes consideraron que la obra que se realiza para la operación de la Línea 7 del Metrobús debe atender al cuidado del patrimonio cultural de los mexicanos al mismo tiempo que facilitar la movilidad de los ciudadanos que día a día transitan por la ruta que habrá de ser cubierta por este medio de trasporte colectivo.

Se refrendó que el Gobierno de la Ciudad de México, cuenta con el permiso del INAH para el cambio de la carpeta en el carril que habrán de ocupar los vehículos que prestarán el servicio de Metrobús a lo largo de la ruta.

Y se hizo el recuento de los avances que se han alcanzado en la definición y adecuación del proyecto a lo largo de casi 12 meses de trabajo en mesas conjuntas de análisis de gabinete y campo, entre las instancias involucradas tanto de la administración local como del INAH.

Por ello, acordaron que se perfeccionará el proyecto presentado al INAH, en relación con el equipamiento, la ubicación y características de las 30 estaciones que se tienen proyectadas en el trayecto, en ambos sentidos.

Así como en la señalética y los anuncios que en ellas se presenten, con estricto apego a la norma vigente, y a la necesidad de mejorar la imagen del Paseo de la Reforma.

Imprimir