La reconstrucción y transformación de la Ciudad de México

Leonel Luna

A casi dos semanas del sismo del pasado 19 de septiembre, la Ciudad de México enfrenta el reto de tener una respuesta inmediata y oportuna a las necesidades de las víctimas, sobre todo en materia de reconstrucción.

Sin duda, las autoridades del gobierno local han realizado diversas acciones en apoyo a la población afectada por el sismo como el Plan para la Reconstrucción, Recuperación y Transformación de la CDMX, donde se incluye el paquete inicial de respuesta a emergencias sociales y económicas.

En tanto, la Asamblea Legislativa del Distrito Federal se alista para analizar y aprobar una Ley de Atención y Reconstrucción de la Ciudad de México, en la cual el gobierno de CDMX destaca mecanismos y protocolos ante una emergencia.

Asimismo se propondrán reformas a leyes ya existentes y se buscará una armonización del marco jurídico.

Otro paso importante dado fue la presentación de prototipos de casas antisísmicas, económicas y prácticas para la zona de Santa Rosa Xochiac, en Álvaro Obregón. Antier, el Jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera; la Jefa Delegacional en esa demarcación, María Antonieta Hidalgo y un servidor visitamos las casas muestra, que sin duda, serán una opción para las personas que perdieron su hogar en esta localidad.

Santa Rosa Xochiac es un pueblo originario de la Delegación Álvaro Obregón, donde 637 familias reportan severos daños en sus viviendas, y serán demolidas más de 80. Afortunadamente no hubo pérdidas humanas.

Este proyecto se desarrolla en coordinación con la Universidad Anáhuac y empresas especializadas en el ramo de la construcción, quienes han desarrollado tres prototipos de hogares acordes a las características de los terrenos de dicho poblado.

Se trata de casas elaborados principalmente con madera, acero galvanizado y materiales ligeros que pueden montarse en menos de una semana, que cuentan con estándares internacionales que pueden durar hasta 80 años e incluso en algunos casos tienen la posibilidad de ampliarse.

Incluso es posible que estos modelos sean empleados en otras zonas de la Ciudad de México, en algunos lugares de la delegación Cuajimalpa o Xochimilco.

Después del sismo de 1985, en la ciudad se llevaron a cabo reformas y acciones importantes, hoy tenemos que aprovechar esta lamentable catástrofe para dar paso a nuevas leyes, programas y acciones que ayuden hacer frente a estos fenómenos naturales, pero sobre todo permitan proteger a la población en general.

Para la transformación de la Ciudad también se generarán mecanismos que permitan a la población afectada por el sismo acceder a programas de reconstrucción y vivienda de manera inmediata. Ya estamos en este proceso de reconstrucción, ya que la prioridad en este momento es la seguridad de los habitantes de esta capital, y en eso trabajamos juntos el gobierno de la CDMX, la ALDF y la ciudadanía.

* Presidente de la Comisión de Gobierno de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal

 

Imprimir

Comentarios