Negocios

Reforma Fiscal de EU disminuirá la IED hasta en 50%, dice la Concamin

El gobierno debe aumentar la recaudación impositiva. Nos obliga a revisar nuestro marco jurídico: Concanaco. No es el único motor de la inversión: Bancomer. El peso será una de las primeras víctimas: PwC

La reforma fiscal en Estados Unidos provocará que la Inversión Extranjera Directa (IED) que llega a México caiga hasta un 50 por ciento, debido al riesgo de que los corporativos norteamericanos detengan sus inversiones en México, estimó Rodrigo Alpízar Vallejo, tesorero de la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin).

En entrevista con Crónica, el empresario que pretende ser el presidente nacional de la Concamin, urgió a que el gobierno aumente la recaudación fiscal, eleve la base gravable, impulse las compras de gobierno y diversifique mercados, ante los desafíos que estarán presentes en 2018.

De acuerdo con cifras de la Secretaría de Economía (SE), de enero a septiembre del 2017 el gobierno mexicano captó 21 mil 755 millones de dólares por concepto de IED, cifra que podría reducirse a la mitad en caso de que las empresas de origen estadunidense decidieran dejar de invertir en México o abandonen el país

“La Reforma fiscal en Estados Unidos tiene implicaciones graves sobre México, es posible que pueda caer hasta 50 por ciento la IED, porque los corporativos detengan inversiones y haya un desbalance del tipo de cambio con la reforma, pues eso presionaría a nuestra moneda y habría una mayor devaluación”, explicó.

Por separado, el presidente de la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco-Servytur), Enrique Solana, opinó que la reforma fiscal en Estados Unidos implica retos para México como la posible revisión de su política fiscal.

El líder empresarial consideró que ante una posible reforma fiscal, México debe de hacer cambios y “madurar su economía” para tener una relación más global con el resto de los países, entre ellos China.

“La economía mexicana ha estado siempre muy ligada a la americana y si Estados Unidos crece, México crece, pero si esa nación cae, nuestro país cae; por lo cual, dicha reforma debe ser una oportunidad para conseguir una mayor independencia económica”, dijo Solana.

En contraste, el economista en jefe de BBVA Bancomer, Carlos Serrano, emitió una opinión más optimista acerca del tema, pues consideró que la tasa impositiva no es el único elemento que “mueve” las inversiones desde Estados Unidos a México, por lo que el gobierno no debe de apresurarse a modificar su régimen fiscal por cambios hechos en su país vecino.

En tanto que la consultoría PwC alertó que el peso será la principal víctima a corto y mediano plazo de la reforma fiscal en Estados Unidos, pues una reducción en la tasa impositiva del 35 al 20 por ciento para las empresas, generaría mayor liquidez a estos corporativos, incentivaría la salida de capitales de México y presionaría a una devaluación del peso.

Este lunes el peso se vendió en ventanillas de Citibanamex en 18.90 pesos por unidad, 10 centavos menos que su cotización del viernes 1 de diciembre. Mientras que la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) finalizó su jornada con una caída de 0.22 por ciento al ubicar su Índice de Precios y Cotizaciones (IPC) en 47 mil 161.32 unidades.

En Wall Street, en Estados Unidos, el índice Dow Jones cerró con una ganancia de 0.24 por ciento, mientras que el Nasdaq descendió 1.05 por ciento y el Standard and Poor´s 500 bajó 0.11 por ciento.

Imprimir