Academia

Universitarias crean empresa "Lady Meche" en beneficio de sexoservidoras

La estrategia de ninguna manera trata de generar capacitación para el empleo, sino que busca que las mujeres se sientan escuchadas, integradas, "no tanto asistidas".

Foto: Cuartoscuro/Archivo

Académica de la Escuela Nacional de Trabajo Social (ENTS) de la UNAM y tres egresadas desarrollan el proyecto de intervención social y empresarial "Lady Meche", que tiene como objetivo reducir los daños psicosociales que el comercio sexual ha causado en mujeres inmersas en esa actividad en la zona de La Merced.

En un comunicado, esta casa de estudios informó que la propuesta, generada en 2014 y que se encuentra en etapa de incubación y prototipo de un cosmético, fue presentada ante la Coordinación de Innovación y Desarrollo de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Por ello, se espera que en el segundo semestre de 2018 salga al mercado el producto y se ofrezca en librerías, cafeterías y tiendas de cosméticos.

El propósito es lograr una empresa social con utilidades para las 30 mujeres que integran el proyecto, además de reivindicar sus derechos y el reconocimiento a ese barrio ubicado en la Ciudad de México.

María Elena García, académica de la Escuela Nacional de Trabajo Social con 15 años de trabajo de investigación en la zona, dijo que ese es el primer proyecto de intervención integral de este corte que se realiza en ese barrio emblemático.

"No aspiramos a una reinserción social de las mujeres dedicadas al comercio sexual, sino que vivan su primera experiencia laboral de manera formal y legal", explicó.

Paulina Leticia Flores Castro, egresada de esa escuela e integrante de "Lady Meche", indicó que la estrategia de ninguna manera trata de generar capacitación para el empleo, sino que busca que las mujeres se sientan escuchadas, integradas, "no tanto asistidas".

Comentó que en la etapa de diagnóstico se encontró que hasta 80 por ciento de las mujeres inmersas en el comercio sexual que están en esa zona fueron víctimas de trata de personas en sus diferentes modalidades.

"Observamos que esta práctica es generacional, algunos de los padres de estas mujeres fueron proxenetas, y sus madres o hermanas, sexoservidoras", destacó.

Dijo que la mayoría inició su vida sexual activa entre los siete y nueve años de edad, y eso también orilla a que muchas de ellas no perciban otra forma de vida.

"En la zona de La Merced, cuando ya tienen 25 años son consideradas 'grandes' para su actividad, y a partir de los 35 se les considera en 'senectud'", refirió.

La Secretaría de Cultura capitalina, a través del Programa de Estímulo a la Creación y al Desarrollo Artístico CDMX, eligió recientemente a "Lady Meche" como uno de sus beneficiarios.

La iniciativa está encabezada por García Mendoza, académica de la ENTS, y por Paulina Leticia, Karina Yazmín López Espinosa y Brenda Natalia Martínez Payán, egresadas de esa escuela, quienes se han conformado como un equipo de trabajo derivado de una práctica escolar.

ijsm

Imprimir