Bienestar

La belleza y la masculinidad no están peleadas

Ellos encuentran en su cuidado personal las armas para mostrar su personalidad

Siéntete seguro de ti mismo, limpio y bien presentado

Hablar de un hombre que se cuida es normal y ahora ellos se cuidan igual que las mujeres y les gusta lucir bien en todos los aspectos,lo que además les abre muchas puertas hacia el éxito personal y profesional..

Lucir pulcro y arreglado es sinónimo de respeto hacia uno mismo y hacia los demás, es el primer reflejo de tu personalidad y mostrará lo organizado y responsable que eres contigo mismo; sin duda, la carta de presentación para que los demás tengan confianza en ti. 

Los pequeños detalles pueden delatar o dar mala impresión, y en cuestión de rutina de limpieza hay ciertos aspectos que cuentan a primera vista, aquí un paso a paso de los que son tu carta de presentación: 

Los olores: Hay estudios que indican que si hay algo que repele o enamora es el aroma, y con esto no nos referimos a las fragancias, sino al conjunto de todos los olores que genera tu cuerpo. El baño diario es la base para que te sientas y luzcas fresco. En este tema no sólo es cuestión de moderarse con la cantidad de perfume o el tipo de fragancia, sino de estar limpio para que un un frasco aromático no potencié tu sudor o el humor de la falta de higiene.

Tu piel: Ésta se afecta con el estrés, el cansancio, la mala alimentación, la falta de hidratación y mucho más. Elige bien tu rutina de limpieza. Cuida que tengas un jabón que proteja tu piel, que la hidrate y que sea la base para que incluso el momento del afeitado sea agradable, para que luzca sana y suave.

Los dientes: Cepillarlos parece algo básico, pero además de hacerlo al despertar y antes de dormir es importante tener un kit de bolsillo o en la oficina. En este ritual de limpieza incluye la lengua, que es donde se concentran los gérmenes.

Las uñas: Cuando estás conversando lo que habla por ti también son las manos. Si te presentan a alguien, será lo primero que toquen de ti. Ahora piensa cómo está el largo de tus uñas, si la mugre vive en ellas o si luces descuidado.

Vello facial: Aunque la barba está de moda, ésta debe lucir en forma. El mantenimiento es la clave para delimitar cejas, bigote, barba, patillas, orejas y nariz libres de vello. Se vale tener estilo, pero no lucir descuidado.

La base del cuidado masculino es la rutina del baño, así que elige el jabón líquido que te puede dejar fresco y limpio, que te hidrate y te haga sentir sensación de bienestar durante todo el día, que se enjuague fácilmente dejando en ti un aroma agradable.

Haz de tu bienestar uno de tus principales propósitos para el año que viene y no dejes de lucir galán, guapo y bello para sentirte seguro de ti mismo.

Imprimir