Nacional

Ofrece Campa Cifrián cabalidad al frente de Secretaría del Trabajo

Foto: Archivo

Al tomar posesión como secretario del Trabajo y Previsión Social, Roberto Campa Cifrian afirmó que cumplirá su responsabilidad con cabalidad, a fin de continuar el fortalecimiento de la formalización del empleo en el país.

Ante el secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete Prida, quien hasta hoy también fungió como encargado de la política laboral en México, dijo que en este rubro se han tenido resultados positivos en cada renglón.

“Resultados que se explican por el liderazgo del presidente de la República por las reformas que impulsó el presidente, pero también resultados que se explican por la visión, la capacidad del secretario Navarrete”, expresó.

Campa Cifrián, quien hasta este lunes fue subsecretario de Derechos Humanos en la Secretaría de Gobernación (Segob), dijo que fue un privilegio haber servido a México desde esa dependencia junto a Miguel Ángel Osorio Chong, y que ahora será aun un mayor privilegio servir a México desde la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS).

Reconoció que Navarrete Prida entrega resultados extraordinarios, como lograr la armonía laboral que ha propiciado un crecimiento histórico de puestos de trabajo formales, con servicios médicos, pensiones y créditos; con la capacidad de hacerlo focalizado para los grupos vulnerables.

También logró la reducción sin precedente de la informalidad laboral, elevación de la edad mínima para empezar a trabajar y reducción sustancial de niños y niñas laborando, así como recuperación del poder adquisitivo del salario mínimo y de las percepciones.

Destacó que en los cinco años que estuvo al frente de la STPS, Navarrete Prida también logró reducir los accidentes y las defunciones relacionadas con el trabajo.

Al hacer uso de la palabra, el nuevo titular de Gobernación agradeció el apoyo de sus colaboradores en la Secretaría del Trabajo pues “fueron cinco años de esfuerzos, de su esfuerzo, de su trabajo, de su talento y de su dedicación. Los resultados ahí están”.

“Mil gracias porque hay 3.5 millones de mexicanos y sus familias, que les cambió su condición, que hoy tienen prestaciones y seguridad social, no es cuantitativo, es cualitativo", enfatizó Navarrete Prida.

Resaltó que 42 por ciento de esos 3.5 millones de empleos buenos "son para mujeres, y redujo la brecha de género; mil gracias porque un tercio son para jóvenes, y la mitad de esos 3.5 millones de empleos, son para gente de 40 años o más, lo cual da una estabilidad a nuestro mercado laboral".

Según Navarrete Prida, "la cifra más alta de discapacitados colocados en un puesto de trabajo fue en estos cinco años. Superamos al doble de la meta cuantitativa y por 51 meses de paz laboral, en eso se resume mi agradecimiento, de corazón, gracias”.

havh

Imprimir