El Barça, rumbo a la gloria; el Madrid, uno de los peores - Carlos Horta Martínez | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Lunes 15 de Enero, 2018
El Barça, rumbo a la gloria; el Madrid, uno de los peores | La Crónica de Hoy

El Barça, rumbo a la gloria; el Madrid, uno de los peores

Carlos Horta Martínez

Zinedine Zidane está harto de escuchar “el Real Madrid está mal” y creo que le seguirá jodiendo, pues en esta ocasión el conjunto merengue cedió el título de liga en la primera vuelta del campeonato.

Para el francés las críticas sobre el Madrid se equivocan y no él. Ya están a 19 puntos del súper líder y todavía invicto Barça.

Los blancos se deben de olvidar de la Liga y concentrarse en ganar un lugar para la siguiente edición de la Champions y quedar entre los cuatro primeros de la Liga. Aunque todavía tiene vida en la actual Champions, enfrente tiene una serie más que difícil, al tener que eliminarse en febrero con el invicto, contundente y explosivo París Saint Germain.

Probablemente el equipo de Zidane no jugó el sábado ante el Villarreal su peor partido y al menos fue capaz de crear bastantes ocasiones, pero siguió con la pólvora mojada. El Madrid es hoy un equipo que no termina ninguna jugada básicamente porque, desaparecido Benzema, Cristiano termina la primera vuelta con un registro ridículo de cuatro goles. Es decir, el desplome blanco es básicamente el desplome de Cristiano y por extensión de toda la BBC (Benzema-Bale-Cristiano), un tridente que murió ya hace muchos meses sin que nadie se haya dado por enterado.

Cristiano Ronaldo está atravesando su peor racha goleadora en Liga con cuatro goles en 18 partidos. Una situación que el portugués no vivía desde sus tiempos en el Manchester United. Fue en 2005 cuando Cristiano acabó la primera vuelta de la Premier con sólo un gol.

La falta de gol de Ronaldo está lastrando al Real Madrid en Liga. Para el equipo blanco son vitales los goles del jugador portugués y nadie ha sido capaz de relevarle en ese aspecto goleador. De ahí que los blancos estén mirando más a la quinta plaza que al líder.

Nada es casualidad en la vida, tampoco en el futbol, los años no pasan en vano, ya son casi 33 años del portugués, en febrero los cumple. El Madrid está de pena porque aún no se ha dado cuenta de que no puede seguir jugando para Cristiano Ronaldo.

CR7 ya no está para desmarques ni para que le filtren pases, pues el defensor contrario siempre llega antes que él, así que la mejor característica de Isco queda anulada. En esas, el Madrid sólo hace lo que cualquier equipo pequeño: colgar balones al área, donde Cristiano, rodeado de contrarios, sólo espera el fallo de éstos. El portugués dispara todo lo que le llega y en cualquier situación, demasiadas veces en desventaja, lo que provoca situaciones incluso grotescas. Y con Cristiano en situación desesperada, no encuentra Zidane más alternativas: balones para Cristiano es la única consigna, pero Cristiano ya está en debacle.

En cambio, el Barça de Ernesto Valverde remontó un complicado encuentro en Anoeta, tras ir perdiendo 2-0, ganó 4-2, y ya está 19 puntos arriba del Madrid. No es por nada, pero el equipo azulgrana llevaba cinco derrotas y dos empates en sus últimas siete visitas a la Real Sociedad. Es increíble, pero allí no habían ganado Guardiola, Tito Vilanova, Martino ni Luis Enrique, pero este conjunto culé luce imparable. Es verdad que nada es para siempre, pero el equipo que comanda Lionel Messi es fuerte candidato a ganar todo lo que dispute.

El Barça, desde el correctivo del mes de agosto, encadena 29 partidos sin ninguna derrota en las tres grandes competiciones (Liga, Champions y Copa). Los blaugranas han ganado 23 encuentros y han empatado sólo 6. Con la Liga ganada al final de la primera vuelta, el equipo de Valverde puede centrarse en la Copa y, sobre todo, la Champions. Y soñar con un nuevo triplete histórico.

Nada que ver con la situación del Madrid. Los blancos han dicho adiós a la Liga y en la Champions se lo juegan todo ante el PSG de Neymar, Cavani y Mbappé. Una eliminación ante el poderosísimo equipo francés podría significar un terremoto de consecuencias imprevisibles. Ni siquiera Zidane, a pesar de haber conquistado dos Copas de Europa consecutivas, está a salvo de las iras de un madridismo de corta memoria.

La conexión entre Messi y Suárez está colocando al Barça en lo más alto. El club ya ha superado al City de Guardiola y es el único invicto de las grandes Ligas europeas tras perder el Manchester ante el Liverpool sin Coutinho.

La verdad es que el Real Madrid está atravesando una crisis, aunque su técnico no lo vea así, se pone una venda en los ojos, y no hacer autocrítica no ayuda. Seguro que Florentino Pérez ya está con la chequera en la mano. Por un lado para fichar en este mercado de enero. Por otro, para dar puerta a más de uno.

Se habla que el mandamás blanco no arroja la toalla en su intención de reclutar a Neymar para su futuro proyecto en el Real Madrid y prepara un negocio donde está incluido Cristiano Ronaldo como moneda de cambio en su oferta para intentar convencer al PSG.

Cuando el Madrid humilló al Barça en la Supercopa de España con un marcador global de 5-1, el miedo se instaló en el corazón de todos los culés. Los blancos, que venían de ganar Liga y Champions, iniciaban la campaña arrasando a un conjunto blaugrana hundido psicológicamente tras la huida de Neymar. Y la caverna mediática madridista empezó con su propaganda: este Madrid ya era el mejor equipo de la historia. Sólo cuatro meses y medio después, la realidad futbolística de Madrid y Barça ha cambiado, y mucho.

Y creo que esta es la primera Liga ganada en la primera vuelta.

 Mail: carloshorta2345@gmail.com

Twitter: @Hortattack

Imprimir

Comentarios