Ciudad

Prevé CDMX cambios en protocolos y simulacros de sismo

A cuatro meses del sismo de 7.1 grados que golpeó la zona centro del país, el jefe de gobierno de la Ciudad de México adelantó  que los protocolos y simulacros ante este tipo de siniestros serán distintos.

“Hemos aprendido, hemos agregado tareas, hemos tomado nota de lo que se tiene que hacer y cómo se tiene que hacer, así que nuestro próximo simulacro 2018 será un simulacro distinto. Un simulacro que vendrá acompañado de tareas adicionales”, explicó.

Asimismo se comprometió a continuar con la entrega de apoyo a los afectados hasta llegar al último de los inmuebles dañados por el sismo del pasado 19 de septiembre “a nadie le vamos a negar la atención y el apoyo que requieran”, agregó.

Acompañado por su gabinete, el coordinador residente del Sistema de Naciones Unidas y representante Residente del Programa de Naciones Unidas en México, Antonio Molpeceres, así como del director general del Infornavit, David Penchyna Grub, hizo un recuento detallado de lo que se ha hecho desde el movimiento telúrico que afectó la capital.

Destacó que el mecanismo de entrega de apoyos, diseñado en la Asamblea Legislativa conjuntamente con la Secretaría de Finanzas, no permite errores y que para la próxima semana, se presentarán los lineamientos para la aplicación del procedimiento de reconstrucción de vivienda.

En el caso de la unidad habitacional Tlalpan, agregó, se dará todo el apoyo necesario para la reestructuración de edificios.

Para finales del mes de febrero, dijo, debe tenerse ya el nuevo protocolo, lineamientos y por supuesto, acciones para poder realizar el simulacro 2018 en la Ciudad de México. “No será el mismo simulacro ya”, expuso.

“Hemos aprendido, hemos agregado tareas, hemos tomado nota de lo que se tiene que hacer y cómo se tiene que hacer, así que nuestro próximo simulacro 2018 será un simulacro distinto. Un simulacro que vendrá acompañado de tareas adicionales”, adelantó.

Como ejemplo señaló que independientemente del protocolo de verificación, tenemos que hacer una restricción en el sobrevuelo de los helicópteros porque son un factor que puede complicar labores de rescate o que puede acelerar, colapsos de edificios.

Expuso que para febrero también se emitirá un informe de avances de rescate de la zona Chinampera y de intervención en las grietas generadas en Tláhuac.

“A nadie le vamos a negar la atención y el apoyo que requieran. Vamos a llegar hasta el último de los lugares, hasta el último de los inmuebles”, aseveró.

 

lrc

Imprimir