El Papa pide una “revolución cultural” a las universidades católicas | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Lunes 29 de Enero, 2018

El Papa pide una “revolución cultural” a las universidades católicas

El documento, en forma de constitución apostólica, reforma los estudios en estas casas de educación superior y actualiza el anterior documento papal en la materia, “Sapientia Christiana” promulgada por Juan Pablo II en 1979.

El Papa pide una “revolución cultural” a las universidades católicas | La Crónica de Hoy
Foto: EFE/Archivo

En un nuevo documento titulado “Veritas gaudium”, el Papa Francisco instó a las facultades eclesiásticas y las universidades católicas a empujar una “valiente revolución cultural” que forme nuevos líderes ante la crisis social y ecológica que afecta al mundo moderno.

El texto, firmado el 8 de diciembre pasado pero que apenas fue publicado este día por el Vaticano, constata la necesidad de cambiar el modelo de desarrollo, pero señala la falta de una cultura adecuada para afrontar la crisis así como la construcción de liderazgos que marquen los nuevos caminos.

“Esta enorme e impostergable tarea requiere, en el ámbito cultural de la formación académica y de la investigación científica, el compromiso generoso y convergente que lleve hacia un cambio radical de paradigma, más aún (me atrevo a decir) hacia una valiente revolución cultural”, estableció. 

El documento, en forma de constitución apostólica, reforma los estudios en estas casas de educación superior y actualiza el anterior documento papal en la materia, “Sapientia Christiana” promulgada por Juan Pablo II en 1979.

El nuevo escrito advirtió que las facultades y universidades “juegan un papel estratégico” porque sus estudios no deben ser sólo lugares de formación para sacerdotes, consagrados y fieles comprometidos, sino que deben fungir como “laboratorio cultural providencial”.

Instó a volver al corazón del mensaje cristiano y a conducir el diálogo a 360 grados, no como una mera actitud táctica, sino como una exigencia intrínseca para experimentar comunitariamente la alegría de la verdad y para profundizar su significado y sus implicaciones prácticas.

El objetivo, siguió, es promover siempre una cultura del encuentro y por eso urge revisar desde esta óptica la metodología dinámica de los currículos de estudios dentro del sistema de estudios eclesiásticos, en sus principios inspiradores y en sus diversos niveles de articulación disciplinar, pedagógica y didáctica.

También recomendó la creación de nuevos y calificados centros de investigación en los que estudiosos de diversas convicciones religiosas y de diferentes competencias científicas puedan abordar temas como el cuidado de la naturaleza, la defensa de los pobres, la construcción de redes de respeto y de fraternidad.

ijsm

Imprimir