Todos los peces de la tierra o el mar de emociones sobre la pérdida | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Martes 30 de Enero, 2018

Todos los peces de la tierra o el mar de emociones sobre la pérdida

Todos los peces de la tierra o el mar de emociones sobre la pérdida | La Crónica de Hoy

“Hace cuatro años perdí a mi padre en el mar y jamás encontramos su cuerpo, la verdad es que es una situación frustrante, por lo que tenía que encontrar la manera de como calmar ese dolor. Es una situación muy personal que quería compartir con todos aquellos que han sentido esa necesidad de desahogarse, de expresar lo que sientes a base de actos y palabras”, compartió la actriz y productora Gina Martí en entrevista con Crónica.

Una historia real que llevó a abrir el telón de La Teatreria con la puesta en escena Todos los peces de la tierra: “En una charla que tuve con la dramaturga Bárbara Perrin, surgió la idea de contar esto que me pasó en una obra de teatro. Bárbara supo darle el toque correcto a la obra, viene llena de sentimentalismo y con una historia tan real, que nos ha dado buenas respuestas”, expresó.

La obra aborda temas de amor, pérdida y duelo, en la que como cualquier familia, la hija enfrenta problemas con su padre, sin saber que de la nada, jamás volverá a verlo. Durante diez semanas Gina junto con Adriana Montes de Oca, compartirán el escenario en esta corta temporada.

“La verdad es una historia muy conmovedora, el título lo dice todo, además que pues con los antecedentes que les he brindado acerca de esta historia, estoy segura que alguno se sentirá identificado y buscará también la forma de expresarse. Toca partes de mi vida muy importantes y creo que el lugar donde he encontrado un poco de consuelo”, mencionó Gina.

Más allá de ser una obra de teatro, la productora y actriz dijo que es un monólogo, “es como una plática interna, muchos de nosotros las hemos tenido. Nos adentramos en un mundo lleno de agua, un mar que esta lleno de sentimientos y emociones en la que más de uno estará sumergido”, añadió.

La obra cuenta la historia de Marina, una sirena de tierra que siempre pide sus deseos a la hora sagrada, las 11:11. Hay deseos que nunca llegan, su padre un viejo lobo de mar, le enseñará la lección más grande de su vida. Una divertida y conmovedora historia de amor que explora la pérdida de forma tan inocente para una niña de tan solo cinco años.

 

Imprimir