Ciudad

Marco Antonio no tenía golpes y vestía diferente un día antes de su aparición

En el video se ve a Marco Antonio Sánchez que vestía una playera blanca, pantalón gris, un suéter tipo gabardina largo color azul marino y zapatos negros.

El caso de Marco Antonio continúa dando de qué hablar. Ahora, dos grabaciones difundidas a través de redes sociales muestran al joven de 17 años un día antes de ser hallado en el municipio de Melchor Ocampo; en ambas se puede ver al estudiante sin lesiones y muy desorientado.

En las imágenes aparece Marco Antonio Sánchez, quien fue detenido el pasado 23 de enero por cuatro policías del Sector Hormiga de la delegación Azcapotzalco, con ropa diferente a la que traía el día que fue detenido, así como el de su aparición.

El estudiante de la UNAM vestía una playera blanca, pantalón gris, un suéter tipo gabardina largo color azul marino y zapatos negros.

En una de las videograbaciones se ve cómo el joven se acerca a una puerta, toca el timbre y mientras esto sucede unos perros comienzan a ladrar.

“Estaba yo durmiendo allá, en la piedrita”, dice el joven cuando se le pregunta quién es.

Acto seguido, el habitante de la casa grita “Sácate a la chingada cabrón, que voy a llamar a la patrulla”.

En el segundo video, Marco regresa a la misma casa, vuelve a llamar a la puerta. Se puede observar que musita algo pero no se alcanza a escuchar qué, al notar que no es atendido se da la vuelta y se va; no sin antes hacer una seña con la mano.

La calidad de las grabaciones no es muy buena, pues es de una cámara de seguridad; sin embargo, se puede notar que el joven que después de su detención desapareció durante cinco días, no presentaba los golpes en la cara con los que fue encontrado el domingo pasado —28 de enero—.

Debido a la difusión del material, el jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, señaló que esto no exculpa a nadie y que la investigación continuará. 

LUZ AL FINAL DEL TÚNEL. Marco Antonio Sánchez Chávez, padre del menor, aseguró que su hijo ha tenido lapsos de lucidez.

“Ayer ya me preguntó: ¿papá todavía manejas el taxi?, le dije que sí. Que lo estaba esperando allá afuera. También le dije que la enfermera preguntó que si sabía inglés, que le hablara. La saludó en inglés. Ya se puso a cantar o sea que nomás es de que le den más atención”, dijo.

El padre de Marco Antonio pidió que su hijo sea trasladado a otra área del Hospital de Pediatría o a otra Institución, ya que todavía está en el área de urgencias, y se altera con facilidad.

Imprimir