Volatilidad y falta de regulación marcan el ocaso del bitcoin | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Viernes 16 de Febrero, 2018

Volatilidad y falta de regulación marcan el ocaso del bitcoin

Burbujas especulativas y estafas, preámbulo de un quiebre anunciado. Los gobiernos proscriben a la moneda por estafas y vacíos legales. En México el portal de la SEP fue utilizado para minar monedas virtuales, tras la instalación de un código malicioso

Volatilidad y falta de regulación marcan el ocaso del bitcoin | La Crónica de Hoy

Tras una caída de más 50 por ciento en su valor durante los primeros días de este año, el futuro del bitcoin se nubla ante las intenciones de varios países de imponerles una regulación, en un entorno en donde el mal manejo de las monedas virtuales ha terminado en casos de estafas y actividades irregulares que llegaron a afectar, incluso, a una dependencia del gobierno mexicano.

En febrero de 2017 se desató un furor que a lo largo de los meses llevó al bitcoin a un crecimiento en su valor desde 980 dólares, a 20 mil dólares en diciembre del mismo año, un aumento de más de mil por ciento. Sin embargo en los primeros 30 días de 2018, la criptomoneda se desplomó en 51 por ciento al tocar los 9 mil 681 dólares al cierre del 2 de febrero.

Así, en un entorno de incertidumbre la criptomoneda más famosa del mundo se encamina a una gran burbuja que podría explotar en el corto plazo y que minaría sus posibilidades de convertirse en un medio alterno de pago que desafiaría el sistema bancario tradicional, con las pérdidas que ello implica para los inversionistas que adquirieron la moneda virtual, de acuerdo con analistas.

El bitcoin nació en enero de 2009, cuando una o varias personas bajo el nombre de Satoshi Nakamoto lanzaron la red Bitcoin con la creación del “Bloque Génesis”, la primera entrada en el registro de transacciones globales de bitcoins. El interés por la criptomoneda fue en aumento hasta convertirse en la moneda virtual más representativa, aunque existen en el mercado otras como etherum o monero.

Amenazas. El bitcoin fue en picada luego de que varios gobiernos alrededor del mundo anunciaron que aplicarían una regulación a la moneda virtual. Ello generó incertidumbre en el público inversionista al considerar que ya no se trata de una inversión segura.

A inicios de enero, Corea del Sur, el tercer mercado más importante en monedas virtuales luego de Japón y Estados Unidos, anunció un proyecto de ley para prohibir el comercio de las criptomonedas a través de intercambios.

El gobierno argumentó que las monedas virtuales no están sujetas a ninguna regulación por parte del Estado  y de los organismos encargados de la supervisión de los mercados financieros.

Corea del Sur inició una investigación contra Bithumb y Coinone, dos de las casas más importantes de compraventa de bitcoins en el país y en el mundo, y allanaron sus sedes principales por presunta evasión fiscal.

Por otro lado, en Bangladesh la venta de estas monedas se castiga con 12 años de cárcel. En Bolivia está prohibido el uso de monedas que no son reguladas por el Estado, de acuerdo con una ley aprobada en 2014.  Ecuador, Islandia, India, Rusia, Tailandia, son otras naciones en donde está prohibido su uso.

Otro caso es Vietnam, cuyo banco central prohibió la emisión de la criptomoneda y anunció multas de hasta 8 mil dólares por su comercialización.

Incidente en la SEP. Las instancias mexicanas tampoco se han salvado de la polémica asociada a las criptomonedas. A inicios de este año la página de la Secretaría de Educación Pública (SEP) fue utilizada para minar monedas virtuales, tras la instalación de un código malicioso.

Minar criptomonedas es destinar potencia de procesamiento de un ordenador ya sea personal o más potente, para realizar cálculos que verifiquen las transacciones de la moneda digital, y por la que a cambio se recibe una compensación económica en esa criptomoneda, que posteriormente es canjeable por otras divisas como euros o dólares.

El sitio del Registro Nacional de Profesionistas fue infectado con un código llamado CoinHive, diseñado para secuestrar poder de cómputo y usarlo para procesar la criptomoneda llamada monero, una de las opciones alternas al bitcoin.

Cada vez que una persona navegaba en el sitio, los mineros utilizaban la potencia de las computadoras para generar dinero virtual sin que las personas lo supieran.

La SEP pidió la intervención de la División de la Policía Científica, de la Policía Federal, para que coadyuve a identificar quién o qué pudo ocasionar la inserción de código en el portal, bloquear ese sitio y posiblemente  identificar a los responsables.

Estafas. Otro factor en contra del bitcoin consiste en que se ha convertido en la moneda virtual preferida de los estafadores y hackers.

En noviembre de 2017 salió a la luz pública en Bolivia un caso de fraude por parte de la plataforma Bitcoin Cash en un esquema de fraude piramidal: Se ofrecían a los usuarios ganancias del 300 por ciento en tan sólo 60 días por medio de intereses conectados con Bitcoin.

En un principio la pirámide generó beneficios a la comunidad y captó la atención de un amplio público, pero al final el establecimiento cerró llevándose el dinero de todos sus clientes; hasta ahora se estima que 100 mil personas resultaron afectadas y han sido aprehendidas tres personas por este delito.

Otro caso es el de la firma  Cryptsy en Estados Unidos, la cual nunca les informó a sus usuarios que perdieron 6 millones de dólares en bitcoin tras un hackeo en 2014, y en su lugar bloquearon los retiros de dinero en bitcoin.

Imprimir