Rodrigo Ares de Parga

En torno a la Universidad Nacional no hay medias tintas: se le debe apoyar y mucho más cuando la atacan desde afuera. Es eso precisamente lo que está ocurriendo con la venta de drogas en CU: un grupo de delincuentes se muestra retador; son la antítesis de lo que es nuestra universidad (son jóvenes entregados a la delincuencia) y es por ello más importante apoyar al rector en su cruzada. El presidente del club Pumas entendió eso y lanzó un claro apoyo en el partido de ayer.

 

Imprimir

Comentarios