Ciudad

Añoramos seguridad; el Estado, en deuda: Graue

El rector de la UNAM exige justicia ante la impunidad, así como un sistema judicial donde los mexicanos estén exentos de ser amedrentados o violentados por las instituciones de seguridad ◗ Dice que la paz y la tranquilidad sólo podrán lograrse si se termina con la impunidad

El rector Enrique Graue envió un mensaje a la comunidad universitaria respecto a la violencia.

El rector de la Universidad Nacional,  Enrique Graue Wiechers, indicó que el Estado mexicano está en deuda con sus ciudadanos, quienes añoran aún la seguridad. La paz y la tranquilidad, indicó, sólo podrán lograrse si se termina con la impunidad y si creamos un sistema judicial en el que los ciudadanos “no le teman a las mismas instituciones responsables de procurar su seguridad y bienestar”.

A tres días de la violencia y muerte desa­tada por narcomenudistas que operan al interior del campus central de la Máxima Casa de Estudios, el rector afirmó que es el Estado el que tiene la obligación de garantizar la seguridad, la justicia y el respeto a los derechos humanos de los ciudadanos.

Sólo con esa triada, aseguró, se puede convivir en paz.

Al inaugurar la Segunda Conferencia Internacional sobre Seguridad y Justicia en Democracia, en compañía de Luis Raúl González Pérez, el rector señaló que la muestra de esta deuda de seguridad son las 150 mil vidas que ha cobrado la llamada guerra contra el narcotráfico, o los datos que colocaron al 2017 como el año más violento en nuestra historia reciente.

“Según el último reporte de Human Rights Watch nuestro país presenta: desapariciones forzadas, ejecuciones, abusos de las fuerzas armadas, prácticas sistemáticas de tortura y tortura sexual, amedrentación y muerte de periodistas, y por supuesto las distintas facetas de la lacerante violencia de género”, expuso el rector.

Refirió igualmente estudios de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (FLACSO), del Programa de Derechos Humanos de la Universidad de Minnesota y del Centro Latinoamericano de la Universidad de Oxford, en el que se habla de más de 31 mil personas desaparecidas, una cifra que podría ser mucho mayor, según indicó el ombudsman nacional hace un par de días.

“México exige justicia ante la impunidad, así como un sistema judicial donde los mexicanos estén exentos del riesgo de ser privados de su libertad, amedrentados o violentados por las mismas instituciones responsables de procurar su seguridad y bienestar”, demandó el rector de la UNAM.

De allí, Graue derivó a la petición de revisar cuidadosamente la nueva ley de Seguridad Interior; “si se impone el orden sin los marcos legales o procesos institucionales apropiados, se pierde también la legitimidad necesaria para restaurar la paz y la confianza que le urge a México para recomponer su tejido social”.

Imprimir