Dante, el ganón en el convenio del Frente | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Viernes 02 de Marzo, 2018

Dante, el ganón en el convenio del Frente

El partido está a un paso de convertirse en la cuarta fuerza política en la Cámara de Diputados, desplazando al PRD hasta un quinto lugar

  • cronica.com.mx
  • cronica.com.mx

Movimiento Ciudadano (MC) está a un paso de convertirse en la cuarta fuerza política en la Cámara de Diputados, desplazando al PRD hasta un quinto lugar, gracias a que el convenio que dio lugar a Por México al Frente concedió al partido bisagra (el que medió entre PAN y PRD durante las negociaciones) distritos electorales fáciles de ganar.

Si bien Movimiento Ciudadano ha crecido electoralmente, en particular en Jalisco, donde tiene a una figura política emergente como Enrique Alfaro, PAN y PRD le conceden a candidatos naranjas distritos en Guanajuato, Ciudad de México y Veracruz en donde sólo una campaña desastrosa podría hacerlos perder. De contar con sólo diez diputados de mayoría relativa, su perspectiva es doblar esa cantidad en las elecciones del 1 de julio.

MC quedaría como fuerza legislativa detrás de PRI, PAN y Morena. Esto ocurriría en perjuicio del PRD, partido que se quedó con candidaturas en distritos en donde Morena ha mostrado un gran crecimiento y en donde el triunfo del sol azteca es incierto.

LECTURA DE CONVENIO. Las listas de diputados de mayoría de Por México al Frente forman parte del Convenio de Coalición que es público. Crónica lo analizó para sus lectores y allí se detecta que los candidatos de Dante Delgado, en 19 distritos, tienen prácticamente el triunfo asegurado. En nueve de ellos es el propio MC el partido dominante (cerca de 40 por ciento de votos en las últimas elecciones), pero incluso en ese bastión de Movimiento el PAN está cediendo las candidaturas de Zapotitlán y Tequila, donde el desempaño del partido blanquiazul es mejor que el del partido naranja.

En siete distritos más, los candidatos de MC están en posición de pelear el distrito, aunque Morena o el PRI tengan presencia importante. Así, la bancada de los naranja puede vivir un momento histórico.

Es importante recalcar que la elección de diputados federales de mayoría se realizará mediante boletas en las que el candidato de cada alianza aparecerá varias veces, una por cada partido que le apoya. Pero en el Convenio está establecido desde ahora a qué bancada parlamentaria habrá de sumarse en caso de ganar la elección.

Si el candidato logra jalar votos a su propio partido (es decir que lo voten tachando su nombre en donde aparece acompañado por el logo de MC), el efecto será doble, pues esos votos generarán una tajada presupuestal más grande para el partido durante los próximos años.

EL EFECTO CELESTINA. Movimiento Ciudadano es el partido del celestinaje en la creación del Frente y fue indispensable para sortear escollos, como la pretensión presidencial de Miguel Ángel Mancera, es así como se coloca en posición de crecer tanto su poder legislativo como los recursos públicos que recibirá en los siguientes tres años.

Dante Delgado fue el que marcó la pauta para lograr los acuerdos (que su peso nacional le concedía al PAN la candidatura presidencial y que el peso capitalino le daba al PRD el derecho de colocar al candidato en la CDMX).

Incluso en Jalisco, donde Enrique Alfaro se negó a hacer concesiones a los demás partidos, la dirigencia nacional de MC fue capaz de lograr acuerdos de facto de última hora.

El sol azteca es, sin duda, el partido frentista que queda más vulnerable en el reparto de candidaturas a diputados de mayoría, toda vez que el PAN en general se colocó en buenos distritos para mantener el tamaño de su bancada en diputados.

El principal problema del perredismo es que sus candidatos van a competir directamente en donde Morena ha mostrado mayor crecimiento, por lo que es factible que sufra varias derrotas el 1 de julio.

El PAN, por su parte, se reservó 49 distritos en donde la votación panista es suficiente para ganar (lo que los haría imbatibles con la suma de votos de sus aliados). Deberá lograr seis triunfos más para mantener el tamaño de su bancada de legisladores de mayoría relativa.

El riesgo para el PRD es muy fuerte: de perder muchos distritos de la capital del país, el número de legisladores del sol azteca en la Cámara baja podría mermarse cerca de 30 por ciento. De haber ganado 28 distritos en 2015, podría verse en situación de ganar una decena menos.

LOS REGALOS. En 2015 Movimiento Ciudadano (MC) sólo había ganado diez diputaciones de mayoría. Una decena de diputaciones caerán en 2018 como concesión del PAN y del PRD. De haber competido solo, el partido de Dante delgado hubiese tenido presencia en la Cámara de Diputados principalmente por Jalisco y algunos puntos de Veracruz, pero con el acuerdo interpartidista estará representando también a los votantes de la CDMX, Puebla, Guanajuato, Guerrero, Sonora, Tamaulipas y Nayarit.

El panorama halagüeño no termina allí: en siete distritos más, los candidatos de MC que representarán al Frente son competitivos, tienen una desventaja que ronda los cinco puntos porcentuales con respecto al PRI.   

Distritos de Jalisco fueron cedidos por el PAN, partido frentista con mayor peso electoral en las últimas elecciones, al igual que otros estados como Puebla, Guanajuato y Sonora. En este último estado, el PAN entrega Hermosillo, muy disputado con el PRI, en donde la presencia en urna de MC se reduce a 3 por ciento de la última votación federal.

En la capital del país, Venustiano Carranza, el territorio perredista que mejor ha soportado la avanzada de Morena, fue igualmente entregado a un candidato de MC. Lo mismo pasa con Acapulco, donde la suma de votos de los tres partidos del Frente debería derrotar nuevamente al PRI.

En contraparte, los distritos que pueden considerarse regalos del PRD son: dos distritos jaliscienses (uno de Guadalajara incluido) en los que los votos de MC serán definitivos, uno de Veracruz y uno de Guanajuato.

Pero los regalos mayores serán doblar su bancada, eso sólo lo ha asegurado Movimiento Ciudadano.

Imprimir