Mundo

Exespía ruso, entre la vida y la muerte tras exponerse a sustancia desconocida en Reino Unido

Serguéi Skripal, durante su arresto en 2006.

Un exespía ruso se debate entre la vida y la muerte en Reino Unido tras verse expuesto a una sustancia desconocida en una plaza comercial del condado de Wiltshire, en el sur del país, según reportó la emisora británica BBC.

Al parecer, el incidente ocurrió alrededor de las cuatro de la tarde del domingo, en la localidad de Salisbury. Un testigo vio desplomarse a un hombre y una mujer y alertó a la policía, que encontró a ambos tendidos sobre un banco; la mujer, de entre 30 y 40 años, estaba inconsciente.

El hombre es Serguéi Skripal, de 66 años, exespía ruso que fue condenado por la justicia rusa en 2006 a 13 años de cárcel por “alta traición en forma de espionaje” tras entregar a la inteligencia exterior británica, el MI6, información sobre las identidades de agentes rusos trabajando como espías en Europa.

El exagente ahora en estado crítico cooperó entonces con la investigación, y se declaró culpable de las acusaciones. Según el relato de la justicia rusa, Skripal habría cobrado 100 mil dólares por la información, que habría hecho llegar al MI6 desde los años noventas.

Luego, en 2010, fue liberado como parte de un intercambio de espías entre Rusia y Estados Unidos: Moscú liberó a cuatro agentes a cambio de 10 rusos capturados por el FBI. Después, Skripal se trasladó a Reino Unido, donde ha vivido los últimos siete años.

El diario ‘Salisbury Journal’ especuló con que la sustancia podría ser fentanilo, un poderosísimo narcótico opioide sintético cuyo uso como droga recreativa ha crecido en el mundo de manera alarmante los últimos años.

PRECEDENTE. El suceso recuerda al asesinato del exespía ruso Alexander Litvinenko, envenenado en 2006 en Londres a través de una taza de té con polonio radiactivo que le ofrecieron dos ciudadanos rusos. El caso supuso un escándalo que llegó a afectar las relaciones entre Reino Unido y Rusia, especialmente tras demostrar la investigación oficial que el Kremlin estuvo detrás del asesinato.

 

Imprimir