Mundo

Bachelet envía proyecto de nueva Constitución al Congreso

La saliente presidenta chilena explicó que el proyecto reconoce a los pueblos indígenas como una parte fundamental para el país andino.

Foto: EFE

La saliente presidenta chilena Michelle Bachelet envió hoy al Congreso Nacional el proyecto de ley de reforma constitucional que establece una nueva Carta Magna para este país sudamericano.

En una ceremonia realizada en el presidencial Palacio de La Moneda, a la cual asistieron varios ministros, Bachelet señaló que la iniciativa “propone una nueva manera de comprender los derechos fundamentales y la estructura de poderes del Estado”.

Precisó que el proyecto “reconoce a los pueblos indígenas como parte fundamental de nuestro orden constitucional, debiendo el Estado promover y respetar su integridad, sus derechos y su cultura”.

Además, “se reconoce el derecho (a los indígenas) a contar con representación parlamentaria en el Congreso Nacional y se hace cargo de nuestra deuda histórica con los pueblos indígenas, reconociendo sus derechos culturales y lingüísticos”.

La jefa de Estado aseveró respecto al régimen político que “se fortalece el equilibrio entre el Poder Ejecutivo y Legislativo y se eliminan los quórums supra-mayoritarios de las leyes, por lo que sólo existirán la mayoría simple y la mayoría absoluta”.

“No se trata de partir de cero, porque Chile es una nación con historia y aprendizaje. Por eso es que hemos recogido esa herencia republicana, democrática, social, de avance y también de retroceso, y la hemos perfeccionado”, consignó.

Detalló que la nueva Carta Magna “se sostiene en los valores basales de nuestra sociedad, como son los de la dignidad, la libertad, la igualdad, la solidaridad, el respeto de los derechos fundamentales de todos los seres humanos”.

El envío del proyecto al Legislativo se enmarca dentro del Proceso Constituyente iniciado en octubre de 2015 y que contempló entre abril y agosto de 2016 la participación de 204 mil personas en los Encuentros y Cabildos Ciudadanos y de 17 mil en la Consulta Indígena Constituyente.

A continuación, en enero de 2017, el Consejo Ciudadano de Observadores y el Comité de Sistematización entregó las bases ciudadanas del Proceso Constituyente al gobierno.

Bachelet indicó que “las bases dieron cuenta de los grandes anhelos y acuerdos que los chilenos aspiran a que sean los pilares de la Carta Magna que rijan nuestra vida común”.

“A partir de esas bases, apoyados en la tradición constitucional chilena y en el juicio de connotados expertos, elaboramos, con la detención y madurez que exige una tarea de esta envergadura, el proyecto de Nueva Constitución que hoy día enviamos al Congreso”, dijo.

Respecto a las críticas por enviar este proyecto de ley al Congreso cinco días antes de finalizar su gobierno, Bachelet recalcó que “vamos a gobernar hasta el último día, así que eso no es algo que deba sorprender a nadie”.

havh

Imprimir