Nacional

Llaman a prevenir neumonías tardías

Los brotes de influenza en marzo y abril alargan el riesgo en adultos mayores y niños. Medidas preventivas, vacunas y evitar cambios bruscos de temperatura entre las precauciones

La neumonía, que es una enfermedad inflamatoria aguda que afecta a los pulmones, es la principal causa individual de mortalidad infantil en todo el mundo. Desafortunadamente, ha dejado de ser  una enfermedad de temporada invernal. Por transmitirse directamente entre personas, y por la llegada de los brotes de influenza ente marzo y abril, la incidencia de casos graves se ha extendido a meses calurosos. 

La neumonía en el caso de los pequeños, causa el 15% aproximadamente de todas las muertes en el mundo en niños menores de 5 años y esto se da sobre todo en países en vías de desarrollo, de los cuales no escapamos los países latinoamericanos.

De acuerdo con el doctor  Edgar Vinicio Mondragón Armijo, “en la Ciudad de México ese porcentaje no llega a ser  tan importante porque tomamos medidas de prevención desde hace ya muchos años,  los pequeños que llegan a desarrollar este tipo de padecimientos afortunadamente los tomamos a tiempo para ser tratados, pero sobre todo las medidas de prevención que nosotros adoptamos desde antes de que inicie el invierno, es lo que nos ayuda a que esto no se desarrolle.”

 

—Y, ¿cuáles medidas de prevención?

—Sobre todo la capacitación, la educación en cultura de salud de nuestra población, que sepa que debe de abrigarse, que si está enferma debe de evitar acudir a lugares donde hay mucha gente, plazas, mercados, cines, en fin, para el bien de la propia persona y para el bien de la población y evitar contagios; evitar fumar en la medida que se pueda con todas las campañas para evitar tabaquismo y la contaminación ambiental, tratar de evitar la contaminación en los domicilios, el uso de biomasa, el uso de leña para cocinar adentro de los domicilios,  la higiene para evitar que en ellas se desarrollen bacterias que puedan aspirarse y puedan ser causa o fuente de este tipo de infecciones; pero sobre todo, algo que es muy importante, la aplicación de las vacunas, sobre todo en la población de riesgo, como sabe en el invierno se desarrollan las infecciones virales y que estas pueden evolucionar a una infección bacteriana, pero ya de por si las infecciones virales pueden ser causa de proceso neumónico, estamos hablando de los virus de insuficiencia respiratoria, hablando de niños,  pero ahora lo que más nos ocupa son los virus de la influenza  AH1N1 y la influenza estacional H3N2.

 

—¿Son los de las epidemias que alertan a todo el mundo?

—Son virus que han ido mutando con el paso de los años y que si bien, el virus de la influenza H3N2 era menos agresivo, en la actualidad es un poco más agresivo y es el que en esta época está causando el mayor número de infecciones por esta causa y neumonías por causas virales, la H3N2 diferente a lo que esperábamos con la H1N1, se puede atribuir a que la sepa de H3N2 sea una sepa mutada y que no está completamente cubierta por la vacuna que está actualmente siendo usada a nivel mundial. Esto es lo opinan los expertos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) como una alta posibilidad, sin embargo, para descanso de nuestras conciencias, aunque si está incrementando la incidencia, no está matando a muchas personas.

 

—¿De cuántos casos estamos hablando?

—Realmente la mortalidad por el virus H3N2 y AH1N1  han sido muy bajos, en la población de la Ciudad de México en la Secretaría de Salud tenemos reportados cinco fallecimientos nada más.

 

—¿Hay neumonías por bacterias muy agresivas?

—Otro tipo de neumonías no virales y que también se presentan con frecuencia en esta época de invierno y que evolucionan de infecciones virales no necesariamente agresivas, pero sí mal cuidadas, es la neumonía bacteriana por estreptococo neumónico, que sigue siendo la bacteria que con mayor frecuencia causa la neumonía fuera de un hospital, que finalmente lleva al paciente a ser atendido en los servicios de salud, no necesariamente teniendo que ingresarlo o internarlo en un hospital, sino que es una neumonía que puede ser tratada de manera ambulatoria en pacientes no graves dependiendo de su estado clínico, pero en algunos pacientes de riesgo, que tiene algún inmuno-compromiso, ya sea porque son pacientes con cáncer, que sean pacientes diabéticos, o que sean pacientes con algún tipo de adicción, alcoholismo, o bien que sean portadores del virus de la inmunodeficiencia humana (VIH), en esos pacientes si  puede progresar la enfermedad y si se puede complicar y en esos casos hay que internar. Son los tipos bacteria y de virus que con mayor frecuencia seguimos viendo.

 

—En adultos mayores hay un problema fuerte de defunciones de la población, generalmente se reportan complicaciones de infecciones de otros tipos que evolucionan en neumonía y causa la muerte del paciente, ¿Tienen estadísticas sobre eso?

—La neumonía de la gente mayor tiende a tener un curso más grave, de hecho  las clasificaciones que conocemos, la clasificación CURB-65 CRB- 65 o la clasificación de FINE o PSI, que son las clasificaciones que en estos casos se utilizan, tienden mucho a manifestar el riesgo de la edad después de los 50 o bien inclusive después de los 60 o 65 años, conforme la persona tiene mayor edad el riesgo es mayor porque su sistema inmunológico se ve más comprometido de acuerdo a la edad, y si a esto le agregamos que esta persona tiene alguna comorbilidad, de las enfermedades crónico degenerativas diabetes,  hipertensión, artritis, etc. si tiene cualquiera de estas y por lo tanto está siendo medicado, esto, además de la edad lleva efectivamente a que se complique con mayor facilidad y que por lo tanto tenga un mayor riesgo de fallecer.

 

 

Imprimir