Nacional

En la Iglesia no estaremos conformes hasta extirpar este mal: Aguiar Retes

La Arquidiócesis Primada de México, encabezada por el cardenal Carlos Aguiar Retes, externó su total rechazo a los hechos cometidos por el sacerdote Carlos López Valdés, quien fue hallado culpable del delito de violación de un menor hace poco más de una década.
Al respecto se advirtió que en la Iglesia católica “no estaremos conformes hasta que quede extirpado este mal”, pues como ha dicho recientemente el papa Francisco: “Ésta es una de las prioridades de la Iglesia de nuestra época”.
Al tiempo de que se ratificó el dictamen de la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México (PGJCDMX) contra el clérigo mencionado, el Arzobispado externó su plena disponibilidad  para colaborar con las autoridades en procurar justicia a la sociedad.
Asimismo, externó su solidaridad con la víctima y su familia, al tiempo que lamentó profundamente lo sucedido. “Estos comportamientos terribles nos producen dolor y vergüenza y nos confirman en el compromiso de hacer todo lo necesario para sanar estas situaciones desde la raíz”.
En este mismo sentido, se refirió a que, secundando la afirmación de los últimos papas: “No hay absolutamente lugar en el ministerio para los que abusan de los menores”, y se ratificó enfáticamente el criterio de actuación de “tolerancia cero”, ante estas situaciones, y de la necesidad de “informar, de reconocer el mal y de pedir perdón”.
Cabe recordar que en diciembre pasado—a tan sólo cuatro días de que fuera designado por el Papa Francisco, como nuevo Arzobispo Primado de México— el cardenal Carlos Aguiar Retes advirtió en conferencia de prensa que durante su ministerio habría “tolerancia cero”, tal y como lo ha instruido el Sumo Pontífice.
En ese entonces, reconoció que afrontar ese mal tan grave, conlleva cierta dificultad de poder desterrarlo porque, dijo “la fragilidad humana siempre estará latente”.
En este mismo sentido, el pasado 16 de febrero, el purpurado reiteró la postura de tolerancia cero en casos de pederastia, tema que tuvo que abordar ante la difusión del caso de un párroco que abusó sexualmente de una menor, dos días antes, el 14 de febrero.
En dicho encuentro con los medios de comunicación, la Arquidiócesis condenó enérgicamente los hechos denunciados “y en caso de ser verificado, quedará a su entera disposición la Comisión para la Tutela de Menores de la Arquidiócesis de México”.
Asimismo se dio a conocer que a partir de ese momento, el sacerdote —de quien no se difundió el nombre—, fue separado de sus funciones, hasta que se resuelva el caso.
En relación con otros casos de pederastia, durante el ministerio de su antecesor Norberto Rivera Carrera, quien fue acusado de encubrimiento, así como el antecedente de que al menos 15 sacerdotes habían recibido sentencia por ese delito, el cardenal Aguiar Retes puntualizó que información proporcionada por monseñor Jorge Estrada indicaba que los casos de esos 15 sacerdotes “ya estaban cerrados, es decir ya fueron resueltos con relación a las autoridades, y pues ya no me toca a mí porque ya están definidos”.

Imprimir