Aumenta el registro de especies 20% en 10 años: Conabio | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Sábado 17 de Marzo, 2018

Aumenta el registro de especies 20% en 10 años: Conabio

La Comisión refiere que la pérdida, degradación y fragmentación de los ecosistemas son la principal causa de una marcada elevación de las tasas de extinción, especialmente en el caso de especies endémicas

Aumenta el registro de especies 20% en 10 años: Conabio | La Crónica de Hoy

De 1980 a 1999, los costos de ciclones y tormentas significaron para ­México unas 500 vidas humanas y cerca de 700 millones de dolares por año, señala el informe Capital Natural de México.

El texto,  presentado este viernes por José Sarukhán, coordinador de la Comisión Nacional para el ­Conocimiento y Uso de la Biodiversidad (Conabio); Silvia Singer, ­directora general del Museo Interactivo de Economía (MIDE), y por los investigadores Enrique Provencio y Rodolfo Dirzo, señala que es previsible que la frecuencia de arribo de ­huracanes de gran magnitud aumente en el futuro inmediato, por el calentamiento atmosférico.

El documento, que es una ­actualización del estudio realizado hace unos diez años por la ­Conabio, señala que los costos de los ­fenómenos hidrometeorológicos en México, especialmente el efecto de ciclones y tormentas, son considerables debido a la vulnerabilidad creada por la remoción de la cobertura boscosa.

Los desastres hidrometeorológicos, abunda el texto, causaron un daño acumulado de cuatro mil 547 millones de dólares, incluyendo los costos directos e indirectos generados que equivalen a 44 por ciento de los daños totales sufridos por desastres durante el periodo de 1980 a 1999, y consumieron más de 70 por ciento de los recursos del Fondo Nacional de Desastres (Fonden).

El documento advierte que en el futuro cercano habrá impactos difíciles de predecir debido al cambio climático antropogénico o a la contaminación de ecosistemas con productos de la actividad humana.

El factor de mayor impacto en la pérdida de ecosistemas y la diversidad biológica ha sido la deforestación de los ecosistemas naturales para la producción de alimentos.

A manera de ejemplo, la Conabio menciona que en 1976 la cobertura vegetal original en estado primario de los ecosistemas naturales del país se había reducido a 56 por ciento y para 1993 y 2011 representaba alrededor del 54 y 50 por ciento de su superficie original, respectivamente.

La evaluación de los ecosistemas de México indica que incrementó el número de especies conocidas que se reportan para el país, lo que se debe tanto a arreglos ­taxonómicos, como a que se han descrito y documentado nuevas especies; el incremento corresponde a 19.6 por ciento de un total de 109 mil 2012, casi  21 mil 677 especies más de las que se indicaron en 2008.

Refiere que la superficie agrícola se ha mantenido relativamente constante, en promedio cerca de 21 millones de hectáreas, desde 1980; no obstante, se han abierto nuevas áreas para la agricultura y continúa el abandono de tierras degradadas.

La Conabio refiere que la pérdida, degradación y fragmentación de los ecosistemas son la principal causa de una marcada elevación de las tasas de extinción, especialmente en el caso de especies endémicas.

Destaca que la actividad humana que ha transformado los ecosistemas naturales para tratar de ­satisfacer ­necesidades de alimentación o materiales, provocando daños a los ecosistemas naturales, es la causa ­principal de la extinción de especies.

A nivel mundial se ha calculado que la actual tasa de extinción de especies es mil veces más alta que la tasa histórica; esto significa que la actividad económica, en particular a partir del siglo ­XVIII, representa un impacto similar a alguna de las catástrofes  globales que han producido extinciones masivas en el pasado, como ocurrió con el impacto de un meteorito hace 65 millones de años, que detonó la desaparición de los dinosaurios.

➣  Los desastres hidrometeorológicos causaron un daño acumulado de cuatro mil 547 millones de dolares, incluyendo los costos directos e indirectos.

 

Imprimir