Reabren jardín secreto en la colina del Palatino donde fue fundada Roma | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Miércoles 21 de Marzo, 2018

Reabren jardín secreto en la colina del Palatino donde fue fundada Roma

Los Huertos Farnesianos, creados a mitad del siglo XVI por el cardenal Alessandro Farnese, miembro de una potente familia de la época, fueron presentados a los medios por Alfonsina Russo, directora del Parque Arqueológico del Coliseo.

Reabren jardín secreto en la colina del Palatino donde fue fundada Roma | La Crónica de Hoy

Un jardín secreto de época renacimental en el Palatino, la colina donde fue fundada Roma hace tres milenios, reabrió sus puertas al público con una muestra que reconstruye el aspecto que tenía hace 500 años.

Los Huertos Farnesianos, creados a mitad del siglo XVI por el cardenal Alessandro Farnese, miembro de una potente familia de la época (que tuvo entre sus integrantes al Papa Paulo III), fueron presentados a los medios por Alfonsina Russo, directora del Parque Arqueológico del Coliseo.

“Abrimos estos lugares que la familia Farnese adquirió a mitad del siglo XVI en esta parte del Palatino para consolidar su propio poder. Esa familia estaba en el momento de su máximo apogeo y en la silla pontificia contaba con Paulo III”, dijo Russo en entrevista con Notimex.

Los Farnese fueron, recordó, una dinastía influyente y noble del Renacimiento italiano que gobernó el ducado de Parma y Piacenza entre 1545 y 1731 y el Ducado de Castro de 1537 a 1649.

Entre sus miembros más importantes estuvieron el Papa Paulo III (quien autorizó la fundación de la Compañía de Jesús), los duques Pier Luigi y Alessandro Farnese, además de Elisabetta Farnese, reina de España y Giulia Farnese, amante del Papa Alejandro VI.

Según Russo, con la adquisición de parte de los terrenos del Palatino, esa familia quiso recuperar los vínculos con la antigua Roma y creó un jardín en la zona donde 15 siglos antes se establecieron las residencias y palacios de las diversas dinastías imperiales, comenzando por la Augustea.

“Estos lugares tenían un significado especial, cuando fue descubierta América aquí llegaron plantas exóticas que fueron colocadas en los famosos Huertos Farnesianos, que fueron el primer huerto botánico de la historia”, señaló la experta.

Resaltó que en las pajareras había también aves originarias de América, que en esos años representaban un simbolo de estatus y poder.

Informó que la restauración de las Pajareras Farnese en el Palatino inició en 2013 y finalizó este año con el apoyo del World Monumentus Fund.

En ocasión de la reapertura de ese espacio fue también inaugurada la muestra “El Palatino y su jardín secreto”, con la curaduría de Giuseppe Morganti y que se desarrolla dentro de una parte de la vasta zona arqueológica donde un tiempo surgían los antiguos jardínes.

Morganti explicó que el recorrido expositivo fue concebido como una narración inspirada en las geometrías de plantas creadas por los Farnese y en el Grand Tour, como era conocido el viaje en la Europa continental efectuado por los jóvenes de la aristrocracia europea a partir del siglo XVII y que normalmente tenía como destino Italia y, en particular, Roma y sus antiguas ruinas.

De la muestra forman parte dos esculturas colocadas en las pajareras y prestadas por la Colección Farnese del Museo Arqueológico de Nápoles.

Se trata del “Bárbaro arrodillado”, en mármol negro antiguo y pavonado, que era usado como maceta y de la estatua de “Iside fortuna”, en mármol cenizo morado, que decoraba uno de los nichos de las escaleras a los lados del Tetaro del Fontanone.

Del recorrido expositivo forma parte igualmente un proyecto dentro del Ninfeo de la Lluvia, un espacio cerrado ubicado en la parte inferior de los jardínes, donde a través de tecnologías multimediales se reconstruye el aspecto original de los Huertos Farnesianos.

“Creamos un recorrido alternativo para los visitantes del Coliseo y del Foro Romano, un recorrido a paso lento en un jardín inesperado contemporáneamente real e imaginario”, explicó Russo.

ijsm

Imprimir