Mundo

Bombardeo deja 20 muertos en el norte de Siria; 16 son menores

Destrozos en Idleb, provocados por un bombardeo a finales de enero.

Al menos veinte personas murieron ayer, entre ellas dieciséis menores de edad, por bombardeos en el noroeste de Siria, según informó el Observatorio Sirio de Derechos Humanos, que culpó de la matanza o bien a las fuerzas de Damasco o a las de Moscú.

La organización de monitoreo de la guerra, que tiene su sede en Londres, agregó que quince de los muertos pertenecían a una misma familia.

El ataque ocurrió en la población de Kafr Batij, en el sur de la provincia de Idleb, controlada casi totalmente por una alianza de la exfilial siria de Al Qaeda.

Rescatistas citados por la agencia Reuters indicaron que los menores muertos huían de un ataque previo a una escuela de la región.

El lunes, un bombardeo sobre una escuela de Arbin mató a 15 niños en la región de Guta Oriental, y el martes otros siete menores murieron por bombardeos sobre un campo de refugiados en el sur de Idleb.

Imprimir