Nacional

La Profepa ordena a minera reparar el daño; la autoridad carece de recursos económicos para emergencias

Continúa la crisis ambiental en el Río Piaxtla, San Dimas, Durango, debido al derrame de unos 200 litros de solución cianurada. La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) informó que ha ordenado a la compañía Primero Empresa Minera S.A. de C.V. a reparar el daño, aunque una vez más esto se ha limitado a lo que la empresa puede realizar y sin que la autoridad cuente con los recursos económicos para casos de emergencia ecológica que por ley deben existir pero no se han creado.

La empresa retiró los peces muertos e implementó un programa de monitoreo de la vida silvestre en el entorno donde ocurrió el derrame, en tanto que la Profepa visitará el lugar del derrame para recabar elementos que permitan, de ser necesario, iniciar un procedimiento administrativo.

Unos 200 litros de solución cianurada fueron derramados por la minera canadiense, lo que fue revelado el sábado pasado, cinco días después del suceso.

La Profepa indicó que la solución cianurada es empleada en la industria minera para la extracción de metales preciosos tales como el oro y la plata mediante el proceso de lixiviación.

Refiró que el derrame ocurrió a mediodía del pasado 11 de marzo de 2018, a causa de un descuido en el cierre de la válvula de una pipa que transportaba remanente de solución cianurada; la pipa se quedó sin combustible en un terreno con pendiente, ocasionando que drenara la solución hacia el río Piaxtla.

Al llegar a la corriente del río, la solución se desplazó aproximadamente 245 metros lineales, causando la muerte de un número indeterminado de peces, en su mayoría especies juveniles de 1 a 5 centímetros.

La empresa presentó a la Profepa el Aviso Inmediato del evento, a lo que está obligada, informando del incidente y de las acciones realizadas, con la intención de minimizar los daños al ambiente.

Debido a los impactos que al ambiente ocasiona, a nivel mundial se ha desarrollado el Código Internacional para el Manejo del Cianuro, el cual es una iniciativa voluntaria para la industria minera de oro, así como para los productores y transportistas del cianuro utilizado en la minería del oro y de la plata.

El Código se centra en el manejo seguro del cianuro, que es producido, transportado y utilizado en la recuperación del oro y la plata, así como en los residuos del tratamiento y las soluciones de lixiviación, la prevención de accidentes y la respuesta a emergencias, esto último a fin de proteger a las comunidades y al medio ambiente mediante el diseño de estrategias y capacidades de respuesta.

En México, consideró la Profepa, el sector minero del oro y de la plata ha implementado de manera exitosa dicho Código.

Imprimir