Recupera la vista en un parpadeo | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Viernes 23 de Marzo, 2018

Recupera la vista en un parpadeo

Tecnología médica. La principal causa de ceguera reversible en México, la catarata, se puede contrarrestar en una cirugía en la que se utiliza una amplia batería de dispositivos médicos. La destreza y experiencia del cirujano oftalmólogo es pieza clave para lograr resultados satisfactorios. #SaludVisual

Recupera la vista en un parpadeo | La Crónica de Hoy

Al cabo de cincuenta minutos la cirugía ha terminado. Sobre la camilla permanece doña Emma “N”, quien aguarda el momento en el que el médico le dará la instrucción para reincorporarse.

Su rostro esta descubierto, no hay vendoletes u otra protección, la única indicación es que no se toque los ojos y que al llegar a casa deberá aplicarse las gotas oftálmicas que el médico le indica.

—¿Por qué llora, doña Emma?, pregunta el oftalmólogo cirujano.

—Me dio sentimiento porque ya voy a ver responde la paciente.

Doña Emma tiene aproximadamente 60 años de edad; desde hace al menos cinco, sus ojos se habían nublado a causa de las cataratas, la superficie se veía como si tuviera algodoncillo y conforme iba pasando el tiempo, la capacidad visual disminuía. De no haberse sometido a la cirugía, ella habría perdido la vista, sumándose al cincuenta por ciento de los adultos mayores que quedan ciegos a causa de caratas, problema ocular para el que hoy día existen diferentes métodos con los que se le puede contrarrestar.

Uno de ellos es la aplicación del lente intraocular, dispositivo médico que, grosso modo, funciona como una prótesis para el cristalino, que es la estructura del ojo que se daña y en donde se forma la catarata. “Durante la cirugía se emplean diferentes dispositivos médicos, desde el blefaróstato —que son como unas pinzas que mantienen abiertos los ojos—, hasta el equipo de facoemulsificación, cuya característica es ser una broca de cristal que al vibrar veintiocho mil veces por segundo, fractura la catarata y la aspira”, explicó el oftalmólogo José Arturo Mayorga.

Entre otros beneficios, esta cirugía permite al paciente reincorporarse a su vida cotidiana casi en la inmediatez porque la anestesia sólo es local; durante el procedimiento quirúrgico está consciente y el médico le comunica en todo momento lo que él está haciendo.

Ceguera prevenible. El ojo humano refleja la condición de salud de las personas quizá es el órgano que más fácilmente se puede dañar ante la presencia de enfermedades crónicas no contagiosas, como males cardiovasculares, diabetes, trastornos renales y hepáticos, entre otros.

En este sentido, cabe destacar que la degeneración del cristalino es un proceso de oxidación de las células que se encuentran en el núcleo del ojo y que al ser agredidas por diferentes factores, se va “marchitando” (por decirlo de algún mondo), con lo que de manera paulatina se incrementa “la nube” que se ubica al centro de esfera ocular y que impide la visión.

Aunque padecer cataratas podría equiparase con tener canas o arrugas en la piel, pues son parte del envejecimiento, los especialistas apuntan que conductas como fumar, abuso de alcohol, utilizar medicamentos oftálmicos por periodos prolongados, antecedentes familiares y en ocasiones, cirugías previas, son factores que pueden acelerar el desarrollo de “las nubes en los ojos”.

En ocasiones, los adultos mayores se resisten o tienen miedo de ser intervenidos con este tipo de cirugía, ya que prefieren mantener lo que les resta de capacidad visual a correr el riesgo de quedar totalmente ciegos. Sin embargo este temor carece de fundamento, ya que al inicio de la cirugía, cuando se está fragmentando la catarata, el saco en donde estaba el cristalino queda libre: es en esta bolsa en donde se mete el lente intraocular, y de manera inmediata se ajusta al movimiento del ojo. Al respecto, el oftalmólogo Mayorga, quien es especialista en retina, comentó que el tiempo de adaptación al “cristalino artificial” es casi el mismo que necesitan las personas que van al optometrista y se compran lentes de armazón. “Mientras se acostumbra, la persona pueden tener pequeños inconvenientes como no calcular bien un escalón, o no medir bien los espacios para estacionarse pero esto dura muy poco y en la mayoría de los casos no ocurre”, afirmó.

Abundó que después de la cirugía, las personas pueden hacer su vida normal; deben tener cuidado de no recibir algún golpe en los ojos, pues esto puede desprender el lente y requerir una nueva intervención.

De manera directa se le preguntó al especialista que si las personas que practican deportes de contacto pueden ser candidatos a esta cirugía. Al respecto contestó que sí pero que él recomienda un periodo de reposo de al menos seis meses. “Es el tiempo que necesita la bolsa en la que se metió el lente para que se formen las fibras que lo mantendrán firme”, dijo Mayorga.

El lente intraocular es un dispositivo médico que dura toda la vida; podrá ver de cerca y de lejos casi como cuando tenía veinte años de edad, el cristal no pierde sus propiedades optométricas y sólo necesitará retirarse o cambiarse ante un fuerte impacto.

Antes de finalizar, el oftalmólogo Arturo Mayora comentó que no todas las personas son candidatas a ser beneficiadas con el lente intraocular, indicó que quienes mejor provecho obtienen de esta tecnología son los adultos con hipermetropía y astigmatismo moderado.

La cirugía de Emma “N”. Si quieres ver cómo es el procedimiento quirúrgico para el implante del lente intraocular, utiliza la aplicación de Twitter para leer el siguiente código de respuesta rápida. (El lector se encuentra en la parte inferior derecha de tu perfil).

 

El video se encuentra en Youtube con el título: “Si los 50 y más trajeron cataratas, no importa; vuelve a ver como cuando tenías 20 en menos de 50 minutos”.

 

 

¿Dónde acudir?

Dr. José Arturo Mayorga
Oftalmólogo especialista en retina
Correo: mayhersat@gmail.com
FB: José Arturo Mayorga

Fundación de Asistencia Privada
Conde de Valenciana, IAP
Sitio: www.institutodeoftalmologia.org
Correo: buzon@elconde.org
Tel: (0155) 5442-1700
FB: @fapconval

Fundación Vamos Viendo
Sitio: www.vamosviendo.org
Tel: (0155) 1520-1934
Correo: info@vamosviendo.org
FB:@FundacionVamosViendo

Imprimir