Nacional

Ajuste salarial artificial podría afectar economía, advierte Campa

El secretario del Trabajo y Previsión Social, Roberto Campa Cifrián, advirtió que un incremento artificial en los salarios mínimos o la generación de empleos por decreto, podrían afectar algunas condiciones de la economía, como los costos de producción.

Por esa razón, en el transcurso de las próximas semanas se tendrá que ver con todo cuidado cómo se comportan esos indicadores y ver qué tan pertinente es un ajuste en las percepciones de los trabajadores.

La Comisión Nacional de Salarios Mínimos seguramente se va a reunir a finales de abril para analizar las condiciones económicas y ver si es posible un ajuste a dichos ingresos, expresó.

El funcionario federal aseguró que en esta administración la tasa de informalidad se reducirá en poco más de tres puntos, lo que implica que, más o menos, un millón 600 mil personas que en otras condiciones estarían ocupadas en la informalidad estén en la formalidad.

Es muy importante mantener el paso para seguir generando los empleos que requiere el país y ese debe ser el objetivo, expuso Campa Cifrián, y consideró que el debate de las políticas públicas trasciende a los candidatos a la Presidencia de la República.

En entrevista, subrayó que la discusión se da en otros ámbitos, en otras esferas; la pregunta es si en un tema como éste, que es la informalidad, necesitamos resolver paso a paso y constancia, respetando reglas de la economía, o si puede hacerse sin respetarlas, suponiendo que pueden generarse empleos por decreto o se pueden aumentar salarios sin tomar en cuenta las condiciones económicas.

“Lo que hemos dicho otras veces, mientras que en la justicia penal o civil el incumplimiento de las reglas muchas veces no tiene consecuencias, y por eso las tasas de impunidad que se tienen, en el caso de las leyes de la economía las facturas se pagan tarde o temprano”, advirtió.

Es preciso, añadió el titular de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), actuar con realismo y hacerlo seriamente, luego de analizar cuáles son los elementos y las consecuencias, por eso resulta indispensable este análisis.

Por lo tanto, agregó, es necesario reducir la informalidad, sobre todo, en un país con tantos jóvenes como el nuestro, donde todavía el bono demográfico es importante, por lo que el compromiso de generar empleos resulta fundamental.

El encargado de la política laboral del país afirmó que para este gobierno reducir la economía informal es una meta estratégica, a fin de mejorar la seguridad de miles de mexicanos e insistió en que al final de este sexenio se habrá cumplido la meta de cuatro millones de nuevos puestos de trabajo formales.

Por otra parte, Campa Cifirán expuso que la instrucción del Ejecutiuvo federal es mantener la paz laboral, la cual se ha cumplido ciento por ciento, y recordó que enero, febrero y marzo son los meses más complicados para las revisiones de contratos colectivos de trabajo y salarial.

“Afortunadamente hemos tenido la capacidad de conciliar prácticamente en todos. Se nos atrasó un poco Chapingo, pero se pudo resolver tanto en la parte de académicos, como de administrativos. Entonces vamos cumpliendo con esa instrucción”, aseveró.

 

wg3

Imprimir