Mundo

Rusos dan “último adiós” a víctimas de incendio en centro comercial

Cientos de personas dieron hoy el “último adiós” a las 64 personas, en su mayoría niños, que perdieron la vida el pasado fin de semana al producirse un incendio en un centro comercial de la ciudad siberiana de Kémerovo.

En el marco del día de duelo nacional declarado por el presidente ruso Vladimir Putin, familiares, amigos y residentes de Kémerovo asistieron este miércoles al funeral de las primeras víctimas de la tragedia.

Al menos 64 personas fallecieron, 41 de ellos niños y adolescentes, y 69 más resultaron heridas por el incendio registrado la tarde del domingo pasado en el centro comercial “Zimniaya Vishnia” (Cereza Blanca) de la ciudad de Kémerovo.

Según las investigaciones preliminares, el incendio estalló al parecer por un corto circuito, en el último piso del centro comercial de cuatro pisos, en un área de mil 500 metros cuadrados, que quedó destruida casi por completo.

Los funerales principales se llevaron a cabo esta tarde en la Catedral de la Santísima Trinidad de Kémerovo, donde se ofreció un servicio religioso por el descanso de los fallecidos, se encendieron velas y se colocaron flores, según reporte de la agencia de noticias rusa Itar-Tass.

En medio del llanto e indignación por los reportes de que las salidas de emergencia en el centro comercial estaban cerradas y que no funcionaba la alarma contra incendios, los dolientes se despidieron de las víctimas, en su mayoría niños o adolescentes.

Poco después, otros servicios fúnebres fueron realizados de manera simultánea en tres iglesias de la ciudad, antes de que los cuerpos fueran llevados al cementerio, en ataúdes cerrados y custodiados por elementos de la policía.

En Moscú, decenas de personas se congregaron frente a la oficina de representación de la región de Kemerovo para rendir homenaje a las víctimas y colocar velas, mensajes, coronas de flores y algunos juguetes para los menores fallecidos.

Según el decreto del presidente Putin, Rusia celebra este miércoles un día de luto nacional, con las banderas a media asta en señal de duelo y la suspensión de todos los eventos de entretenimiento.

Para evitar que se repitan tragedias similares, el Ministerio de Emergencias de Rusia empezó esta tarde a inspeccionar todos los centros comerciales con cines para verificar que cumplan con las normas de seguridad básicas.

"Por orden de la Fiscalía General en todas las regiones de la Federación Rusa se realizan las inspecciones para verificar el cumplimiento de la legislación de protección contra incendios en los centros comerciales con centros de recreación y cines", informó el ministerio.

En un comunicado, la dependencia destacó que los especialistas centran su atención en "el funcionamiento de los sistemas de alarma y extinción de incendios, las salidas de emergencia y la disponibilidad de los medios para apagar el fuego".

Además, los expertos evaluarán, partir de este miércoles y hasta el próximo 16 de abril, el nivel de preparación del personal de los centros comerciales ante posibles situaciones de emergencia o incendios, según reporte de la agencia de noticias Sputnik.

Según la información preliminar, el incendio se desató en la cuarta planta del centro comercial de “Zimniaya Vishnia”, en la que se ubican las salas de cine y la zona infantil, razón por la que la mayoría de las víctimas y heridos fueron niños.

El incendio es el segundo más mortífero de los últimos 100 años en Rusia, tras el que mató a 153 personas en un club nocturno de Perm, en 2009.

Imprimir