Seguridad, sin prioridad en campañas

Israel Moreno

En este espacio hemos sido claros sobre uno de los principales problemas que aquejan al país, como es la inseguridad. Organismos internacionales han colocado a México como uno de los peores de los países miembros de alguna organización en materia de seguridad, derechos humanos, libertad de expresión y medio ambiente.

Los datos que hemos dado a conocer de primera mano y directamente de la Organización de Estados Americanos (OEA), Organización de las Naciones Unidas (ONU) entre otras, han reforzado los distintos temas que aquí hemos puesto sobre la mesa, incluso no hemos sido omisos en señalar las advertencias que varios países del mundo han lanzado a sus ciudadanos por los riesgos que representan viajar a México debido a la inseguridad que estamos viviendo.

A pesar de ello, es lamentable que, en plena campaña, la mayoría de los candidatos no centren sus discursos en este tema y prefieran reñir entre ellos o centrarse en venganzas políticas una vez que lleguen a la Presidencia de la República. Por ejemplo, en el caso de Andrés Manuel López Obrador, ha dedicado semanas y bastante tiempo en medios de comunicación para asegurar que dará fin a la construcción del Nuevo Aeropuerto de la Ciudad de México o bien, vender el avión presidencial, como si estas acciones fueran a colocar a nuestro país dentro de los lugares deseados entre la ONU o la OEA en materia de seguridad o educación.

López Obrador, ha demostrado tener un grave problema con su pasado, toda vez que piensa que echar abajo todo lo que ya de alguna forma se ha logrado es la única forma de poder construir un mejor país; incluso ha dejado ver que no sólo podría frenar el aeropuerto o algunas reformas, sino ha ido más allá, pues entre sus planes está terminar con algunas instituciones que pese a sus errores, nos han dado rumbo y fortaleza en varios rubros tan importantes como la economía, por ejemplo.

Con esa visión, Obrador está dejando ver que no cuenta con un plan de trabajo enfocado a la prevención del delito y que aún en su agenda no ha priorizado el combate a la delincuencia, muestra de ello es que ignora que, por la inseguridad, México dejó de ser uno de los cinco principales destinos turísticos del mundo; que debido a este problema, que nos ha afectado por décadas, nuestro país es uno de los peores a nivel mundial para ejercer la libertad de prensa; que por los altos índices delictivos las mujeres son asesinadas sin que nadie ponga un freno ante esa barbaridad, que cada vez es más común; incluso, con su afán de venganza, AMLO ignora también que la nación a la que se ha obsesionado gobernar es uno de los países con más impunidad en el mundo, pues de acuerdo con datos de organismos de derechos humanos, de cada cien denuncias que se realizan sólo una encuentra justicia, ya que no existen métodos adecuados de investigación criminal ni voluntad política que abra las puertas a un mejor estado de derecho.

Por ello, es lamentable que lejos de priorizar en sus propuestas los problemas que realmente nos aquejan a todos los mexicanos y extranjeros que nos visitan, para hacer del país un mejor lugar para vivir, se preocupe por ofrecer amnistía a los narcotraficantes, sin importar que esta medida ya haya sido rechazada por la ciudadanía en Colombia. 

Con lo anterior todo parece indicar que ésta desfavorable situación prevalecerá el siguiente sexenio, pues encuestas indican que de realizarse las elecciones en estos momentos, Andrés Manuel López Obrador ganaría la Presidencia, por lo que en esta reflexión me enfoco a él toda vez que hasta el momento es el puntero, y francamente no quisiera imaginarme su gobierno, pues, aunado a que no le interesa la seguridad de los mexicanos, se ha rodeado de personajes que cuentan con un negro historial y para muestra basta un botón, ya que tan sólo en el estado de Guerrero fue vinculado con los Abarca; en otros estados ha propuesto como candidatos a gobernadores a individuos con un pasado delictivo y para no ir tan lejos, en la Ciudad de México el exjefe delegacional de Tlahuac, Rigoberto Salgado, fue señalado de tener nexos con el narcotráfico por lo que quizá su propuesta de dar amnistía hacia la verdadera mafia del poder obedezca a la protección de sus secuaces.   

Lo único bueno es que debemos reconocer que aún no hay nada escrito, puesto que las encuestas son fotografías de un cierto momento o situación social que en cualquier momento pudieran cambiar, lo que nos da un poco de esperanza a quienes estamos luchando por una justicia más fuerte que sostendrá al país que usted amigo lector y su familia merecen.

Imprimir

Comentarios