Mundo

Kim confirmó a EU que quiere hablar de la desnuclearización

Según reportó The Wall Street Journal, Washington habría recibido ratificación de Pyongyang al respecto. La cumbre con Trump se espera para finales de mayo

Kim Jong-un abordó un proceso de distensión luego de retar al mundo por años con pruebas nucleares.

Corea del Norte informó a Estados Unidos que su líder, Kim Jong-un, está abierto y preparado para hablar sobre la desnuclearización de la península de Corea, según informó ayer el diario The Wall Street Journal, que citó fuentes oficiales estadunidenses.

Las informaciones del ‘Journal’ llegan apenas un día después de que la cadena CNN revelara que Washington y Pyongyang han abierto un canal de comunicaciones secreto para preparar la anticipada cumbre entre Kim y el presidente de EU, Donald Trump.

El director de la CIA, Mike Pompeo, a quien Trump nominó para ser secretario de Estado, ha estado dirigiendo las conversaciones para la cumbre, que se prevé para finales de mayo o principios de junio.

No obstante, se desconoce aún la fecha concreta y el lugar de la posible reunión, ya que los norcoreanos quieren que tenga lugar en Pyongyang, mientras que se está considerando la posibilidad de que sea en Ulán Bator, la capital de Mongolia.

Trump acordó reunirse con Kim después de que un enviado de Corea del Sur extendiera la invitación de líder norcoreano al presidente estadunidense el mes pasado. La Casa Blanca dijo que Trump esperaba que Kim tomara “medidas” concretas antes de la reunión.

LA TENSIÓN. El posible encuentro tendrá lugar después de un año muy tenso entre los dos países. Por un lado, Corea del Norte ha llevado a cabo varias pruebas de misiles balísticos, incluso de una posible bomba nuclear de hidrógeno. A esto, la Casa Blanca respondió en verano pasado con su famosa promesa de responder con “fuego y furia” a un posible ataque norcoreano, y luego Trump llegó a calificar a Kim con apelativos despectivos como el “pequeño hombre cohete”.

Kim, a su vez, desafió las llamadas de la comunidad global para detener sus pruebas y se ha referido a Trump como un “idiota”.

LA DISTENSIÓN. Sin embargo, todo cambió con la voluntad del dictador norcoreano de participar en los Juegos Olímpicos de invierno celebrados este pasado febrero en PyeongChang, en Corea del Sur. Esto abrió un canal de diálogo, primero entre las dos Coreas, también de la mano del mandatario del Sur, Moon Jae-in, mucho más dialogante que su predecesora encarcelada, y luego con el gobierno de Estados Unidos.

PREVIA. Antes de la cumbre que deben celebrar Kim y Trump, está previsto que los líderes del Norte y el Sur se vean las caras en persona el próximo día 27 de este mes, lo que representará la primera cumbre entre los líderes de las dos Coreas en 12 años, cuando entonces todavía Kim Jong-il era dictador norcoreano.

Imprimir