Mundo

EU atacará Siria, con o sin aval de la ONU

“Tenemos muchas opciones militares”, dice Trump. Su embajadora ante Naciones Unidas acusa al ruso de secuestrar con su veto al Consejo de Seguridad y éste responde que el ataque químico es “un montaje”. Moscú advierte de “graves consecuencias” si hay respuesta militar

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, prometió ayer responder “contundentemente” al presunto ataque químico registrado en Siria, y dijo que tomará una decisión “esta noche o muy poco después” sobre cuál es esa represalia.

“Tenemos muchas opciones, en términos militares, y les haremos saber muy pronto cuál escogemos, probablemente después de actuar”, dijo Trump a los periodistas al reunirse en la Casa Blanca con líderes del Pentágono para hablar sobre Siria.

“Responderemos contundentemente. ¿Cuándo lo haremos?, prefiero no decirlo porque no me gusta hablar sobre eso”, subrayó Trump.

El presidente adelantó que tomará una decisión “esta noche o muy poco después” sobre su respuesta al “horrible ataque” del que Estados Unidos responsabiliza al régimen sirio de Bachar al Asad.

“No podemos dejar que esto ocurra en este mundo, especialmente cuando, gracias al poder de Estados Unidos, tenemos la capacidad de pararlo”, recalcó el mandatario.

Trump dijo, además, que cada vez hay más “claridad” sobre quién estuvo detrás del presunto ataque químico: “Tenemos respuestas bastante buenas”, agregó.

Hace casi justo un año, Trump ordenó lanzar decenas de misiles contra la base aérea siria de Al Shairat, en Homs, controlada por el régimen de Asad, como represalia por el ataque químico en la localidad siria de Jan Shijún, donde murieron más de 80 personas y del que la ONU culpó al gobierno sirio.

“Putin podría ser culpable”. Trump afirmó que el presidente ruso, Vladimir Putin, “podría tener” responsabilidad en el supuesto ataque, y dijo que, de ser así, “pagará un precio” por ello.

“Si fueron los rusos, si fue Siria, si fue Irán, si fueron todos ellos juntos, lo descubriremos y tendremos las respuestas bastante pronto”, afirmó Trump en una reunión con su gabinete por la mañana.

“Con o sin la ONU”. La embajadora estadunidense, Nikki Haley, defendió que el Consejo de Seguridad debe actuar ante el supuesto uso de armas químicas, del que responsabilizó al régimen de Bachar al Asad, pero dejó claro que su país está dispuesto a hacerlo por su cuenta si eso no ocurre.

“La Historia registrará éste como el momento en el que el Consejo de Seguridad cumplió con su deber o demostró su fracaso total y completo para proteger a los sirios. De cualquier manera, Estados Unidos responderá”, dijo Haley.

La diplomática acusó una vez más a Rusia de usar su derecho de veto en el Consejo para proteger a sus aliados de Damasco y lamentó que ese “obstruccionismo” ruso mantenga “rehén” al máximo órgano de decisión de Naciones Unidas.

Rusia se defiende. El embajador ruso ante la ONU, Vasili Nebenzia, respondió a su colega estadunidense que una posible acción militar estadunidense de represalia contra el régimen de Damasco puede tener “graves repercusiones”.

“Por lo que oímos, me temo que están buscando una opción militar, que es muy muy preocupante”, dijo y reiteró la versión rusa de que no hubo tal ataque químico en Duma, como denunciaron opositores sirios y observadores internacionales sobre el terreno. “Todo eso es un montaje”, aseguró Nebenzia, alegando que el objetivo es forzar o justificar acciones militares contra Damasco.

 

Imprimir