California enviará 400 soldados a la frontera, pero no para frenar la migración ilegal | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Miércoles 11 de Abril, 2018

California enviará 400 soldados a la frontera, pero no para frenar la migración ilegal

California enviará 400 soldados a la frontera, pero no para frenar la migración ilegal | La Crónica de Hoy
Anteriores presidentes como Bush hijo y Obama ya mandaron refuerzos de la Guardia Nacional a la frontera.

El gobernador de California, Jerry Brown, anunció ayer que enviará 400 soldados de la Guardia Nacional a la frontera con México, pero aclaró que su trabajo no estará de manera alguna relacionado con labores contra la migración ilegal.

“Seamos muy claros acerca del alcance de esta misión. No será una misión para construir un nuevo muro. No será una misión para acorralar a mujeres o niños o para detener a la gente que escapa de la violencia y que busca una vida mejor. Y la Guardia Nacional de California no hará cumplir leyes federales de migración”, puntualizó el gobernador demócrata.

El gobernador californiano detalló que los 400 soldados de refuerzo en la frontera estarán dedicados a la lucha contra las pandillas, contra el tráfico de personas y de armas, y contra el narcotráfico. “Combatir estas amenazas criminales son las prioridades de todos los estadunidenses: republicanos y demócratas”, consideró Brown.

California, un estado que se ha erigido en un emblema de la resistencia al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, respondió de esta manera a la orden de la Casa Blanca para desplegar soldados de la Guardia Nacional en la frontera con México con el objetivo de combatir la migración irregular.

PAPEL LIMITADO. Con los 400 soldados aportados por California, en total serán por ahora unos 2 mil los desplegados entre los cuatro estados estadunidenses fronterizos con México.

La ley estadunidense prohíbe usar a los militares para tareas de seguridad y orden público a nivel nacional, por lo que la Guardia Nacional tendrá un papel limitado en la frontera y no podrá dedicarse a detener inmigrantes que lleguen a la zona limítrofe.

En el pasado, George W. Bush y Barack Obama ya mandaron soldados de refuerzo a la frontera.

Imprimir