Mononucleosis infecciosa, la enfermedad del beso | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Viernes 13 de Abril, 2018

Mononucleosis infecciosa, la enfermedad del beso

Con frecuencia afecta más a adolescentes y adultos jóvenes

Mononucleosis infecciosa, la enfermedad del beso | La Crónica de Hoy
Por medio de la saliva se propaga el Virus

La mononucleosis infecciosa es una infección causada, por lo general, por el virus de Epstein-Barr, aunque también puede ser causada por rubéola, toxoplasmosis, hepatitis A,B o C, Adenovirus o VIH..

El virus se disemina principalmente a través de la saliva y es por ello que a veces se la llama "enfermedad del beso", sin embargo, estos virus también se pueden propagar a través de la sangre y el semen, durante el contacto sexual, las transfusiones de sangre y los trasplantes de órganos.

Con frecuencia afecta más a adolescentes y adultos jóvenes, pero puede presentarse a cualquier edad.

Los síntomas de la mononucleosis infecciosa generalmente aparecen entre cuatro y seis semanas después de que la persona se ha infectado. Los síntomas pueden presentarse lentamente y no necesariamente todos al mismo tiempo.

Los síntomas de mononucleosis incluyen:

  • Fatiga extrema
  • Fiebre
  • Dolor de garganta
  • Dolor de cabeza y dolores en el cuerpo
  • Ganglios linfáticos inflamados en el cuello y las axilas
  • Hígado o bazo inflamado (o ambos inflamados)
  • Sarpullido

El agrandamiento del bazo y la inflamación del hígado son síntomas menos comunes. En algunas personas, el hígado o el bazo, o ambos, pueden permanecer agrandados incluso después de que pase la fatiga. Los problemas serios son poco frecuentes.

La detección del virus puede hacerse mediante un análisis de sangre en los que se verá si hay aumento de glóbulos blancos (linfocitos), presencia de glóbulos blancos con aspecto poco habitual (linfocitos atípicos), menos neutrófilos o plaquetas que lo normal.y funcionamiento anormal del hígado.

El tratamiento se enfoca en mejorar los síntomas e incluye analgésicos y medicinas para la fiebre, gárgaras con agua tibia y sal, abundantes líquidos y mucho reposo.

La mayoría de las personas mejora en dos a cuatro semanas; sin embargo, algunas personas pueden sentir fatiga durante varias semanas más y en otros los síntomas de la mononucleosis infecciosa pueden durar seis meses o más.

No hay una vacuna que proteja o prevenga la mononucleosis infecciosa, solamente hay que evitar besar a personas que se sepa están contagiadas o usar utensilios personales, como cepillos de dientes, así como no compartir bebidas y alimentos.

Para aliviar los síntomas, se debe beber abundantes líquidos para mantenerse hidratado, descansar, y controlar los síntomas con medicamentos prescritos por un médico.

 

Imprimir