Ataque con granada en Etiopía deja tres muertos y más de 50 heridos | La Crónica de Hoy
Facebook Twitter Youtube Martes 17 de Abril, 2018

Ataque con granada en Etiopía deja tres muertos y más de 50 heridos

El ataque se perpetró en una estación de autobús en la localidad de Moyale, situada en la frontera con Kenia.

Ataque con granada en Etiopía deja tres muertos y más de 50 heridos | La Crónica de Hoy
Foto: Twitter

Al menos tres personas murieron hoy y más de 50 resultaron heridas en Etiopía en un ataque con granada perpetrado contra una estación de autobús en la localidad de Moyale, situada en la frontera con Kenia, informaron hoy las autoridades.

El Buró Administrativo y de Seguridad de la región de Oromía (sur) atribuyó el ataque a fuerzas armadas por la vecina Región Somalí, indicó la web de información etíope Addis Standard.

La Oficina de Comunicación de Moyale, por su parte, culpó de la explosión a miembros de la Liyu, una polémica fuerza paramilitar que opera en la Región Somalí.

El director del hospital de Moyale, Kussu Abduba, confirmó la recepción de ocho heridos en el suceso y que su situación es "estable", según declaró a la radio keniana SIFA Marsabit.

Dos grupos étnicos, los oromos (mayoritarios) y los somalís (segunda etnia predominante en la urbe), se disputan la ciudad, situada en un punto estratégico de comercio en la frontera con Kenia.

El ataque ocurrió cuando Moyale aún se recuperaba de la muerte, el pasado 10 de marzo, de al menos nueve civiles por el Ejército etíope, que los confundió con miembros del Frente de Liberación Oromo (OLF, movimiento separatista que lucha desde hace décadas por la independencia).

La explosión se produjo, además, en un contexto en el que Oromía y la Región Somalí mantienen una tensa relación atribuida con frecuencia al control de los recursos en la frontera entre ambas zonas.

La violencia entre las dos etnias causó en meses pasados decenas de muertos y miles de desplazados.

Al menos 61 personas murieron y más de 360 casas fueron destruidas el pasado diciembre en enfrentamientos entre oromos y somalís en Oromía, hogar del grupo étnico mayoritario del país.

Este 16 de febrero, el entonces primer ministro de Etiopía, Hailemariam Desalegn, que había anunciado su dimisión un día antes, decretó el estado de emergencia en el país durante seis meses prorrogables a otros cuatro debido "los acontecimientos en el país que amenazan la seguridad y el orden constitucional".

Desalegn pretendía calmar las protestas en las regiones de Amhara (norte) y Oromía, pero el efecto ha sido el inverso y se ha producido un repunte de las muertes de civiles a manos del Ejército, según denunciaron medios locales.

El nuevo primer ministro de Etiopía, Abiy Ahmed, un joven oromo y reformista que juró el cargo el pasado día 2 y se convirtió en el tercer jefe de Gobierno del país en casi tres décadas, encara ahora la actual situación de inseguridad y debe decidir sobre el estado de emergencia, criticado por ONG y países como Estados Unidos.

havh

Imprimir